Ahora sigue la refrendación

Opinión /

Ahora sigue la refrendación

  


Editorial

Una vez la opinión pública conoció el anuncio el sábado anterior, el nuevo Acuerdo Renegociado de Paz con el grupo insurgente de las Farc, el gobierno nacional lo publicó el día anterior. Las Delegaciones que estuvieron reunidos en la Habana Cuba durante más de 100 horas, lograron en jornadas intensas y agotadoras, superar todas las diferencias que interpusieron los voceros del No, donde se incluyeron los cambios, precisiones y ajustes firmados anteriormente. Éstos han expresado que no sea definitivo con el fin de poder modificarlo en el futuro, si es necesario. Lo que sí es claro, es el afán que tienen el presidente Juan Manuel Santos Calderón para definir el mismo, con el fin de mostrarle a la comunidad internacional que en el país se pudo lograr la paz definitiva con las Farc, buscando que el próximo 10 de diciembre pueda recibir tranquilamente el Premio Nobel de la Paz 2016, en la ceremonia que se llevará a cabo en Estocolmo Suecia.

El nuevo documento pasa de 297 a 310 páginas donde se incluyen los 56 grandes temas planteados por los voceros del No, lo cual es meritorio reconocer a los miembros del Secretariado de las Farc que aceptaron las modificaciones que se hicieron al documento antiguo. Ahora el paso a seguir es definir el mecanismo para refrendar el Acuerdo Renegociado con las Farc. Existen tres opciones que tendrán que definirse en las próximas horas: el trámite en el Congreso de la República, Cabildo Abierto y un nuevo plebiscito. Éste último se puede descartar, dadas las condiciones adversas que se puede presentar nuevamente, al someterse al constituyente primario que tiene una imagen negativa del gobierno nacional, por las medidas antipopulares que ha emprendido el gobierno nacional, al presentar el Proyecto de Reforma Tributaria que en caso de ser aprobado por el parlamento colombiano, afectaría la dinámica productiva del país y por ende los exiguos ingresos que posee la población colombiana, así no lo quieran reconocer el equipo económico del alto gobierno. Seguir manteniendo las altas tasas de interés y seguir incrementando mensualmente los precios de los combustibles de manera irracional, son entre otras medidas que crean un ambiente nada propicio para que se realice el mismo. El camino más expedito que se debe contemplar es el trámite a través del Congreso de la República, por las mayorías gubernamentales que poseen al interior de dicha Corporación, porque tiene el suficiente consenso político para tal efecto. Y no se correría el riesgo de ser rechazadas las Leyes y Actos Constitucionales que se llegasen a necesitar. Lo más importante, es que se deben superar todos los inamovibles, para lograr la reconciliación definitiva con las Farc, a través del respaldo al Acuerdo Final para la terminación del Conflicto y la construcción de una paz estable y duradera. 

Por: Editorial -