Por la Navegabilidad del río Magdalena

Opinión /

Por la Navegabilidad del río Magdalena

  


Óscar Eduardo Chávarro Arias – Director de Competitividad e Innovación Cámara de Comercio de Neiva

Aprovechar el potencial turístico en el alto y medio Magdalena con los programas Magdalena Travesía Mágica y clúster de Innovación, donde se abordan temas como la navegabilidad del río,  alternativas de descontaminación, infraestructura, patrimonio, sostenibilidad y sustentabilidad, ha sido la iniciativa de siete Cámaras de Comercio del país, lideradas por la Cámara de Comercio de Neiva.

El primer programa consiste en alinear a todos los actores (Empresarios, Gremios, Instituciones, Gobiernos Departamental y Municipal, Universidades y Comunidad),  quienes hacen parte de la cadena de valor del sector turismo para ejecutar proyectos focalizados que cumplan con ese mismo objetivo; el segundo programa, clúster de innovación, consiste en identificar e invitar a expertos de diversas partes del mundo, para que aporten en la búsqueda de soluciones a los problemas que tiene la región; en esta actividad se realiza un proceso de transferencia tecnológica.

A propósito,  en la primera semana de noviembre, dentro de la estrategia clúster de Innovación que ha venido implementando el Suizo Andreas Kurt del proyecto de Cooperación Colombo-Suizo COLIPRI, en instituciones del orden nacional como Planeación Nacional y la Superintendencia de Industria y Comercio, nos visitará el experto en navegabilidad turística  Marco González de nacionalidad ecuatoriana,  quien fue contactado en un viaje de referencia a ver modelos exitosos en Iquitos-Perú. La visita incluirá un trabajo de campo sobre el río Magdalena en Neiva, Espinal, Girardot, Honda, La Dorada, Barrancabermeja y Puerto Berrío y unas mesas de trabajo con autoridades locales y expertos de cada una de las regiones para definir condiciones de navegabilidad del río.

Recordemos que el río Magdalena actualmente está siendo intervenido (dragado) del Magdalena Medio al Bajo (Barrancabermeja-Barranquilla) para el transporte de carga a gran escala y multinacionales como Impala,  se encuentran interesadas en este mismo propósito desde Neiva hasta Puerto Salgar. Este primer encuentro con expertos, la institucionalidad y las empresas interesadas en invertir servirá de escenario para la transferencia tecnológica, la apropiación del río y la atracción de inversión.

En este orden de ideas, estas ciudades rivereñas tienen la gran oportunidad de aprovechar de manera responsable un recurso natural para mejorar condiciones de desarrollo regional. Para ello es importante tener la disposición total de los actores que permita articular acciones y llegar al objetivo propuesto (Navegabilidad del Río Magdalena). Sin embargo aún hay retos por resolver, que van de la mano con este gran sueño, y es la des-contaminación de esta importante fuente hídrica, una necesidad imperante para la ciudad de Neiva. Para ello la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales-PTAR- se convierte en una posible solución que necesitamos como región agilizar, ahora que existe una dinámica importante a nivel mundial y nacional de conservación, apropiación y aprovechamiento responsable de estos recursos.

De los deberes y obligaciones de los colombianos y del derecho fundamental a la paz

Por: Óscar Eduardo Chavarro