Presentan Ley de Jubileo por visita del Papa Francisco

Política /

Presentan Ley de Jubileo por visita del Papa Francisco

Presentan Ley de Jubileo por visita del Papa Francisco
titulo noticia
  


El presentado por el Ministerio de Justicia indica que “la rebaja de penas contempladas no se aplicará a los casos que se tramiten en la Jurisdicción Especial para la Paz”.

Diario del Huila, Política

El Gobierno Nacional y el Partido de La U presentaron ante el Congreso un proyecto de ley de jubileo con motivo de la visita del Papa Francisco a Colombia, que será entre el 6 y 10 de septiembre próximo.

La finalidad es que miles de personas puedan salir de las cárceles siempre y cuando estén condenados o imputados por delitos menores.

Otra solicitud, que está aún en proceso de ser presentada, es por parte del partido Centro Democrático. El senador Álvaro Uribe anunció que se presentará la próxima semana.

El equipo del presidente de La U, Armando Benedetti, explicó que proponen la reducción de la sexta parte de los condenados por delitos que no sean, como por ejemplo, estatuto de Roma, genocidio, acoso sexual, narcotráfico, entre otros.

 “La diferencia entre los dos proyectos es muy pequeña, pero generará debates. El Gobierno pide que se rebaje la quinta parte de la pena, mientras que nosotros pedimos la sexta”, añadió.

Esta iniciativa, dice en el texto presentado, tiene dos antecedentes directos “y son las leyes 40 de 1968 y la Ley 48 de 1987, concedidas en virtud de las visitas que realizaron a Colombia el Papa Pio VI y Juan Pablo II respectivamente y el monto del beneficio concedido siempre ha sido el de una rebaja de la sexta parte de la pena, tal y como se establece en este proyecto de ley”.

El presentado por Roy Barreras y Armando Benedetti consta de cinco artículos, y entraría en vigencia a partir del 6 de septiembre, día de la llegada del Papa.

 “Además hacemos una conmutación de las medidas de aseguramiento. Es decir, quien en este momento esté en la cárcel, y que sea por delitos menores, podrá tener, por ejemplo, casa por cárcel”, añadió.

Su propuesta se basa en que las penas no resocializan a nadie. “De hecho hay dos problemas, uno que no tenemos resocialización en absoluto y dos el hacinamiento. Aquí estamos generando solución a dos problemas penitenciarios”.

Por su parte el Ministro de Justicia y del Derecho, Enrique Gil Botero, radicó el proyecto 216 de 2017 Senado por medio del cual se establece, por una sola vez, la rebaja en una quinta parte de la pena por delitos cometidos antes del 16 de marzo de 2017.

 “Buscamos un empalme o una reducción de la pena hasta de una quinta parte fundamentados en aspectos humanísticos que propendan por la rehabilitación, la resocialización y el reencuentro de las personas condenadas con la sociedad”, dijo Gil.

 

Este proyecto excluye de la rebaja los casos de procesados o condenados por delitos tales como: genocidio; homicidio doloso agravado, feminicidio en su modalidades simple y agravada, lesiones personales dolosas con agentes químicos, lesiones personales dolosas, delitos contra las personas y bienes protegidos por el Derecho Internacional Humanitario, desaparición forzada y secuestro extorsivo, secuestro simple agravado, trata de personas, desplazamiento forzado, tortura, tráfico de niños, extorsión agravada, lavado de activos agravado, terrorismo y entrenamiento para actividades ilícitas y peculado por apropiación que exceda los 50 salarios mínimos legales mensuales vigentes, entre otros.

Uno de los parágrafos del proyecto indica que “la rebaja de penas contempladas en la presente ley no se aplicará a los casos que se tramiten en la Jurisdicción Especial para la Paz”.

Este está justificado, no en la visita del Papa, “sino en criterios humanitarios vinculados con las respuestas frente al estado de cosas inconstitucional actual en el sistema penitenciario, como respuesta de política criminal”.

En las dos visitas anteriores del sumo pontífice a Colombia, la de Paulo VI en 1968 y la de Juan Pablo II en 1986, se aprobaron sendas leyes para reducir la pena a los condenados o sindicados a penas de prisión. Por ejemplo, la ley 48 de 1987 perdonó una sexta parte de la pena a los condenados por más de 10 años en delitos distintos a homicidio agravado, extorsión, secuestro y terrorismo. Ambos proyectos buscan sostenerse con este antecedente local.

Propuesta viable

Monseñor Ettore Balestrero, embajador de la Santa Sede en Colombia, aseguró que aunque la viabilidad de la iniciativa no depende de la Iglesia Católica, sino del Congreso y el Ejecutivo, anticipó que sería del agrado del Sumo Pontífice que los presos tengan una segunda oportunidad para remediar sus pecados.

“Personalmente me gusta, creo que al Papa también le gustará mucho, claramente esto dependerá de otros factores que se escapan de la mano de la iglesia, pero es una propuesta buena porque es un mensaje esperanzador“.

Por: Redactor Diario del Huila

Comentarios