miércoles, 30 de septiembre de 2020
Actualidad/ Creado el: 2020-09-14 10:41

¿Por qué varias ciudades del mundo rechazan uso del tapabocas?

Estos manifestantes se han volcado a las calles a protestar por las medidas contra el covid-19 porque creen que forma parte de conspiraciones de los gobiernos.

'No más vacunas' fue algunos de los mensajes que utilizaron en la manifestación negacionista. Foto La Voz de Galicia.

Escrito por: Redacción Diario del Huila | septiembre 14 de 2020

En varios países del mundo miles de manifestantes se han volcado a las calles para protestar en contra de las medidas de bioseguridad que han implementado los gobiernos con el fin de prevenir el contagio.

Estos actos han surgido en Berlín, París, Zúrich, Barcelona y en algunas ciudades de Estados Unidos e incluso Brasil; allí, varios manifestantes salen sin mascarillas y sin guardar distancia social mínima, enfrentándose y desafiando a las autoridades y las recomendaciones médicas. No obstante, esto ha generado una ola de indignación por parte de las personas que usan elementos de bioseguridad para evitar contagiarse.

Los rebeldes creen que esta pandemia, es una acción conspirativa de los gobiernos para restringirles sus derechos y libertades. Según registros, durante abril surgieron las primeras acciones de este tipo en ciudades pequeñas de EE. UU., en donde ciudadanos salían armados a las calles, respaldados por el discurso negacionista del presidente Donald Trump, debido a su afan de reactivar la economía. 

En algunos casos, los protestantes salían con pancartas en las que se podía leer: ‘El virus no existe’, “Las máscaras matan’ y ‘No tenemos miedo’.

Imagen que utiliza el colectivo antimascarilla.

Pilar Martín relató a la agencia AFP, que había ido a Madrid desde Zaragoza para la manifestación porque creía que los gobiernos de todo el mundo estaban exagerando la cantidad de infecciones para frenar las libertades de las personas.

"Nos están obligando a usar una mascarilla, quieren que nos quedemos en casa prácticamente encerrados. Es obvio que nos están engañando continuamente hablando de brotes. Todo es mentira", le dijo a la agencia durante la protesta.

La más grande de las protestas se desarrolló en Berlín. Alrededor de 20.000 personas simpatizantes de la extrema derecha salieron a las calles e intentaron asaltar el Edificio del Reichstag. “Los símbolos nazis y otras banderas del Imperio no tienen cabida ante la Cámara de Diputados”, denunció el vicecanciller y ministro de Finanzas, Olaf Scholz. “Ver las banderas del Imperio ante el Parlamento es una vergüenza”, trinó el ministro de Relaciones Exteriores, Heiko Maas.

Seguidamente, en Londres, desde Trafalgar Square, miles de personas pedían el fin de la tiranía médica, así como la obligatoriedad de la mascarilla.

Los manifestantes son muy escépticos en la información que se da sobre el coronavirus, no creen que exista tal virus y peor aún en el número de contagiados y muertos. Sin embargo, insisten que todo es una excusa de los más poderosos para prohibir la libertad a los ciudadanos y poder controlar así sus vidas.

Sus razones han provocado no utilizar las medidas de bioseguridad que exige las autoridades de salud para prevenir el contagio, porque manifiestan que la población no se tiene que proteger de nada. "No tenemos miedo, somos la resistencia", fueron algunas de las consignas que se escucharon en Colón.

Además, según los negacionistas, las mascarillas provocan hiperventilación, lo que hace que las personas que las utilizan respiren sus propios desechos, causando intoxicaciones por inhalación de micropartícula; sin embargo, esto ha sido desmentido por médicos y expertos en el tema.

Para mantener su discurso, también se basan en decir que las vacunas causan efectos contrarios graves (autismo, parálisis o problemas en los embarazos, entre otras múltiples razones que exponen) y no previenen enfermedades, y que solo sirven para enriquecer a las farmacéuticas que las comercializan, empresas que coartan a los médicos y los científicos para que administren las vacunas.

Otros, por ejemplo, están en contra de estas medidas de los gobiernos porque nos les permite generar ingresos económicos. Por eso, hace un llamado a reactivar cada uno de los sectores que fueron cerrados a causa de la pandemia.