sábado, 22 de septiembre de 2018
Opinión/ Creado el: 2018-09-06 08:59

¿Quién orquestó todo en el concejo?

Escrito por: Alfonso Vélez Jaramillo | septiembre 06 de 2018

El escándalo que estalló por la espectacular captura de los nueve concejales en plena sesión plenaria del Concejo de Neiva, ayudó a destapar la desvergonzada corrupción que campea en los despachos municipales, de la que se rumoraba, aunque muchos se resisten a creer y otros no hacen comentarios para no tener problemas.

Aún no se sabe la decisión del juez a torno a sus responsabilidades personales. Lo que siempre se ha dicho es que en las corporaciones públicas se negocia desde la elección de funcionarios y hasta un grito de viva ó una declaración pública para favorecer al que maneja el presupuesto. 

Se investiga quienes fueron los que participaron y cuanto pagaron o recibieron para elegir al contralor y la personera,  infringiendo claramente las normas penales.  Esto es muy grave para la democracia en una ciudad en donde siempre señalábamos con displicencia a los costeños como los campeones de la compra de votos.

Sí se debe destacar, que a raíz de esta investigación se descubrió una olla podrida y una asociación para delinquir que pretende  barrer con todo en las dependencias municipales integrada por concejales, diputados, funcionarios y particulares y nadie sabe nada.

Hasta ahora se ha mencionado a la Ese Carmen Emilia Ospina, las Empresas Publicas, la Universidad Surcolombiana, y lógicamente a la personería y a la contraloría municipal, aludidas en los audios que aportó como prueba la fiscalía.

En tan real esta asociación que hasta se señala al empresario Rene Cantillo y al periodista German Hernández de confabularse para sacar del cargo a su propia Jefe la gerente de EPN Cielo Ortiz, (quien lo protegía),  a Liliana Trujillo, al periodista Alejandro Cabrera y a Saharay Rojas, Secretaria de Hacienda Municipal, quizá la mejor y fiel funcionaria de Lara.

Y pensar que Hernández,  cuando se desempeñaba como Jefe de prensa de la alcaldía fue enviado a EPN luego de embarrarla haciéndole leer al Alcalde  Rodrigo Lara, un discurso que un año atrás ya había leído su antecesor Pedro Suarez, además de ganarle muchos enemigos.

Luego de escuchar las grabaciones que ha dejado a más de uno perplejo, no queda duda que de aquí saldrán responsables y muy pocos saldrán bien librados.

Si hubo sobornos en la elección del Contralor y de la Personera, y capturados el empresario Rene Cantillo, el diputado Oscar Urueña, y un ex funcionario de la Usco, sin temor a equivocarme, se puede manifestar que detrás de esto hay alguien que orquestó todo para beneficiarse directamente.

Pregunté: ¿quién o quiénes son los directos beneficiarios de las  decisiones amañadas o legales que puedan tomarse en una personería o la contraloría municipal?, lógicamente, los que respondieron dijeron que el alcalde Rodrigo Lara y los contratistas, ojalá  que no resulte implicado, porque si no apague y vámonos.

Honradamente es bueno precisar que un amigo del mandatario señaló que este habría dicho alguna vez en una reunión, que no estaba interesado en la elección de los dos funcionarios, me gustaría creerle.  

No obstante, es insoslayable que la investigación siga hasta las últimas consecuencias buscando el autor intelectual, porque a los habitantes Neiva y al Huila le destruyeron su imagen nacional y les robaron el honor de gente buena y trabajadora.

Sin embargo, ahora resulta que nadie sabía, el alcalde no recibió del empresario Cantillo recursos para su campaña, no hubo cargos, pero si lo dicen los organismos electorales y existen contratos para algunos de sus familiares, no hubo cargos para pagar la elección de los funcionarios, y tal parece  que algunos de los implicados, se están lavando las manos. Ninguno se ha acogido al principio de oportunidad ni ha reconocido su autoría.

De todas formas este escándalo que zarandea a Neiva es un retrato hablado dramático y muy fiel a la campante ola de corrupción que muy pocos creían y otros se hacían los pendejos.  

Si alcalde Lara desea recuperar la imagen y despejar  dudas en torno a su administración debe hacer un ajuste en su gabinete y sacudirse porque bastante se la ha dicho desde todos los sectores.

Debe ordenarle a la Junta directiva de Ese Carmen Emilia Ospina, que le pida la renuncia a la gerente, porque el daño que le está haciendo su esposo no tiene presentación, este reconoce en todas partes que le dio plata para la campaña a la alcaldía, inclusive esta semana se denunció que hasta utilizaban los carros  oficiales para hacer hasta el mercado de la familia.

Comentarios