domingo, 18 de noviembre de 2018
Actualidad/ Creado el: 2018-07-21 05:56 - Última actualización: 2018-07-21 05:57

Asesinan a otro líder social en Colombia, esta vez en Putumayo

La víctima lideraba en la región el plan de sustitución voluntaria de cultivos de hoja de coca, suscrito con el Gobierno Nacional.

Escrito por: Redacción Diario del Huila | julio 21 de 2018

No cesan los asesinatos de líderes sociales en el país. Autoridades confirmaron el crimen de Osvaldo Taques, presidente de la Junta de Acción Comunal de la vereda Remolino, hechos ocurridos, en zona rural de Orito, en el bajo Putumayo.

Versiones de algunos testigos, señalan el dirigente campesino fue abordado por dos sujetos portando armas de fuego quienes sin mediar palabra, le dispararon en varias oportunidades segándole la vida de manera instantánea, minutos después que se reuniera con miembros de la comunidad en una reunión relacionada con la sustitución de cultivos de coca.

“Solo sabemos lo que nos informó la comunidad, que después de una reunión en la que se continuaba hablando de sustituir los cultivos de coca, desconocidos lo interceptaron cuando iba para su casa y lo asesinaron”, manifestó Edison Ramírez, secretario de Gobierno del municipio de Orito.

Según información de las autoridades, Taques, de 40 años, lideraba la intención en la vereda para que sus miembros acogieran el plan de sustitución voluntaria de cultivos de hoja de coca, suscrito con el Gobierno Nacional.

Según fuentes, otros líderes sociales de la inspección de Siberia, a la que pertenece la vereda Remolinos, se encuentran atemorizados por lo ocurrido, pues exigen mayores garantías por parte del Gobierno nacional, quienes señalaron que esa región hicieron presencia años atrás grupos paramilitares.

Por su parte el alcalde de Orito, Manuel Eduardo Ocoró, rechazó el hecho y anunció que el próximo lunes presidirá un consejo de seguridad extraordinario para evaluar la situación y determinar acciones para el desarrollo de la investigación en curso a fin de proteger a otros presidentes comunales que estarían en peligro.

“Absoluto rechazo e indignación a esta ola violenta en contra de nuestros líderes sociales”, señaló la activista Laura Montoya”, quien también se encuentra amenazada, luego de impulsar en Mocoa, la pasada “velatón”, en la que se rechazaron los crímenes y zozobra que viven los líderes sociales.

Con este nuevo caso, se eleva a ocho la cifra de líderes comunitarios asesinados y defensores de Derechos Humanos, en el departamento del Putumayo.

Comentarios