sábado, 17 de noviembre de 2018
Panorama/ Creado el: 2018-06-20 08:44

Aumentó la explotación ilegal de oro en Colombia

El último informe expuesto por el Ministerio de Minas, la Embajada de los Estados Unidos y la Oficina de las Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito, mostró que entre el año 2016 y 2017 la explotación ilegal de oro aumentó en 5.000 hectáreas.

Escrito por: Monica Serrano | junio 20 de 2018

En el país, las legislaciones se van fortaleciendo para combatir  explotación del oro ilegal, sin embargo esto no es suficiente para resolver la situación. Lo anterior lo demostró el reciente estudio donde reflejó un incremento de 5.000 nuevas hectáreas afectadas por explotación ilegal de oro.

Al respecto, Kevin Whitaker, embajador de Estados Unidos en Colombia dijo que la cifra demostró que la actividad criminal sigue adelante y que los culpables son los mismos que trafican con drogas, con seres humanos, con minería ilegal, y con extorsión.

Igualmente, el embajador indicó “tenemos que atacar esas redes, pero el problema con el oro es que una vez que se obtiene es legal; se puede vender, mientras que la coca no lo es, nosotros en Estados Unidos tenemos que asegurarnos de tener leyes adecuadas para hacer frente a ese reto”.

Panorama

Asimismo, se mostró que en el informe “Colombia, explotación de oro de aluvión: Evidencias a partir de percepción remota 2016”, se reveló que el país pasó de tener 79.000 hectáreas para el 2014, a tener 84.000 en el 2016, no obstante estudio se realizó hasta mayo de 2017.

Por otro lado, el viceministro de Minas Carlos Andrés Cante, advirtió sobre los fenómenos sociales agregados a esta explotación ilegal como: El financiamiento de grupos ilegales, cultivos de coca y violencias que contribuyen al conflicto armado.

El funcionario agregó que el 66% de esas caracterizaciones que trae el informe no tienen ni título minero ni licencia ambiental, mientras que otro 20% que sí tienen título minero, no cuentan con licencia ambiental.

Igualmente, la investigación demostró un avance de explotación ilícita aluvial que contamina en parques naturales, nacederos de fuentes de agua y en ecosistemas sensibles como páramos.

Comentarios