Por: Rolando Monje Gómez

Fotos Suministradas

Aunque por más de 40 años la familia de Víctor Alfonso Sánchez se ha dedicado al cultivo del café, solo desde el 2015, él junto a su pareja decidieron emprender y darle otra visión al tradicional producto nacional. Es así como desde hace seis años arrancaron con su empresa que ofrece una gran variedad de productos, derivados del café, además del grano para degustar.

María Teresa Trujillo Rojas y Víctor Alfonso Sánchez Torres son una pareja de esposos emprendedores, que en sociedad arrancaron con una empresa a la que denominaron Café Cerro Neiva.

Él viene de una familia cafetera que por más de cuarenta años se han dedicado al sembrado de café, pero el real cambio lo dieron María Teresa y Víctor Alfonso, luego de ganar el  Premio al Mejor Café del Huila, donde ocuparon el primero y el quinto puesto del evento.

“Gracias a esta exaltación a nuestro café nace la marca Café Cerro Neiva, y de ahí nacieron las ganas de hacer nosotros mismos la transformación del grano”, comenta María Teresa.

Café Cerro Neiva, que tiene su sede en el corregimiento de El Caguán, nació el primer día que tostaron café, el 18 de octubre de 2015, más tarde el 16 de mayo del 2017 se registraron ante la Cámara de Comercio del Huila.

El café que ofrecen en su emprendimiento son cultivos sembrados en la vereda La Lindosa, paraje Cerro Neiva, perteneciente al municipio de Neiva. “De allí bajamos el café seco pergamino y hacemos todo el proceso en el corregimiento de El Caguán, también hacemos derivados como arequipe, corta’o, bizcochuelos, galletas, licores, sabajón con whisky, tortas, helados, postres, todo con café como ingrediente principal”, expresa.

Generación de empleo

Café Cerro Neiva como empresa no son solo la pareja de socios, pues mensualmente, entre la finca y la empresa, generan alrededor de diez empleos o más cuando están en tiempo de cosecha. Por lo general ellos les brindan oportunidades laborales a jóvenes y a madres cabeza de hogar.

“Nos gusta brindarles oportunidad a estas personas que están emprendiendo su vida ya que, como es de saberlo, es durísimo en Colombia salir adelante con esfuerzo, por eso nos gusta que los jóvenes se enamoren del arte del café, ya que al buscar empleo en otras cosas tienen que tener mucha experiencia y estudio y de eso es muy poco”, señala María Teresa Trujillo.

Manifiesta igualmente la emprendedora, que “queremos que los jóvenes crezcan siendo personas de bien, honestos y de arranque, que no les de pena cargar un canasto o arriar una mula, y las mujeres cabeza de hogar queremos, que si es posible, que tengan su propio negocio, que nada les impida criar a sus hijos por falta de tiempo o perderse la vida por dinero, para así seguir creciendo como familia y empresa”.

Canales de distribución

Las ventas de sus productos las realizan a través de diferentes canales. Las principales son gracias a una tienda que tienen en el corregimiento de El Caguán, donde ofrecen bebidas calientes tibias y frías.

“También hacemos domicilios y envíos a nivel nacional, una de las apuestas fueron las redes sociales. Víctor no creía mucho en el tema pero yo abrí una fanpage en Facebook e Instagram como cafecerroneiva y ha sido la locura, vendemos mucho gracias a Dios y a la tecnología”, comenta María Teresa.

Ella manifiesta que no sabe si en todas las partes del mundo sea igual, pero emprender en Colombia es muy duro y sobre todo mantenerse. Y con el tema del café es más fuerte aún por la competencia que existe en el departamento del Huila, por las grandes cantidades de variedades que se encuentran en el mercado. “Los precios son bajos y la gente está acostumbrada al consumismo pero lo mejor es que nos enaltece la calidad de nuestro producto”.

Frente al esfuerzo que tienen que hacer los emprendedores afirma que del Estado solo recibieron en la anterior administración municipal de Neiva una pequeña tostadora, un enfriador y un molino, y eso fue gracias a que fueron ganadores de un proyecto, pero por parte de la empresa privada el apoyo no ha existido.

Finalmente, María Teresa Trujillo dice sentirse orgullosa de su trabajo, por la calidad de sus productos y por el número de empleos que generan, lo que los motiva a seguir proyectándose como uno de los mejores cafés del departamento del Huila y contribuir a la reactivación del departamento.

 

Café Cerro Neiva, una tradición de mil sabores

Dentro de la gran variedad de productos que se pueden encontrar con la marca, está el vino.