Por: Armando Saavedra Perdomo

El cambio puede dar miedo, pero da más miedo quedarse en el mismo sitio, sin evolucionar, mejorar, ni experimentar.

Resulta curioso cómo los psicólogos, consejeros y todo tipo de expertos expresan que el principal reto de una persona, empresa, o sociedad es “el miedo al cambio”, miedo a “lo desconocido” dicen, o también que “preferimos mantenernos en nuestra zona de confort” antes de intentar realizar algún cambio en nuestra forma de ser, pensar o actuar.

Pues resulta que, enfrentando esos miedos, es como se han logrado grandes cambios en la historia de la humanidad.

Nadie desconoce el gran cambio que generó Cristóbal Colón, cuando enfrentado a la sociedad de la época, y respaldado por sus conocimientos en geografía y navegación, decidió demostrar que la tierra era redonda al embarcarse en la búsqueda de una nueva ruta a las indias orientales para encontrar una alternativa de comercio con los países europeos.  Esta decisión, hizo cambiar por completo la historia de la humanidad.

De la misma forma, el físico Italiano Galileo Galilei con la famosa frase “y sin embargo gira”, enfrentaba los juicios de la santa inquisición, que lo encontró culpable de herejía, al promulgar que “la tierra gira alrededor del sol”, dando al traste con las teorías geocéntricas que reinaban desde la época de Aristóteles y que era la teoría aceptada por la iglesia católica.

También hay quienes cambiaron a sociedades y naciones enteras, Mahatma Gandhi por ejemplo acuñó la frase “Nosotros tenemos que ser el cambio que queremos ver en el mundo”. Con este pensamiento el líder y político indio, enfrentó y venció al gran imperio inglés, mediante caminatas y protestas pacíficas, liberando del yugo colonial a su país. Aún más reciente, el político surafricano Nelson Mandela, decía “Nuestra marcha hacia la libertad es irreversible, no debemos dejar que el temor se interponga en nuestro camino”.  Esa voz de esperanza fue su constante de vida en la lucha contra “el Apartheid” que se imponía en su nación. El líder fue a prisión durante 27 años y llegó a ser presidente tras su liberación.

Muchos de los lectores verán estos cambios ajenos a ellos, pero ¿cuáles son entonces, los cambios que debemos enfrentar en nuestro país o más aún en nuestra región hoy en día? Serán acaso aquellos que nos tocan directamente como: ¿el adicto que necesita y quiere recuperarse?, ¿la mujer maltratada que necesita dar a sus hijos un mejor futuro sin violencia?, ¿los cientos de personas que por la pandemia han perdido su empleo?, ¿nuestra sociedad que necesita que mejoren nuestros sistemas de salud? ¿De educación?, ¿cuáles son los cambios que cada uno debemos hacer?

El año 2020 y lo que llevamos del 2021, nos ha enseñado que por miedo que tengamos al cambio, debemos enfrentarlo. La pandemia nos quitó empleos, cerró empresas, se llevó a cientos de personas, y nos obligó a generar CAMBIOS, a enfrentar retos nuevos cada día, cambios de los que a lo mejor aún no hemos sido conscientes, cambios que debemos y tenemos la obligación de realizar, si queremos sobrevivir como personas y como sociedad.

Leí una frase que dice: “los grandes cambios siempre vienen acompañados de una fuerte sacudida, no es el fin del mundo, es el inicio de otro nuevo”. Pues bien, ya el mundo, la naturaleza, los grandes conglomerados económicos, los gobiernos corruptos o simplemente la naturaleza con su cambio climático nos están dando esa fuerte sacudida, ahora somo nosotros los que debemos sin miedo enfrentar los cambios que sean necesarios para seguir adelante y tener un mejor futuro donde podamos alcanzar una gran calidad de vida.

Para reflexionar:

Recomiendo trabajar juntos por un cambio en bien de la humanidad, trabajar unidos por la conservación del planeta.