Después de años de gloria, una de las mejores deportistas en la historia del país puso punto final a su carrera.

La atleta colombiana Caterine Ibargüen, que el pasado domingo fue décima en la final de salto triple en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, puso fin a su larga carrera en la pista, a sus 37 años.

Así lo confirmó, en las últimas horas de este jueves 5 de agosto, en un comunicado emitido por la agencia de Jos Hermens, representante de la laureada deportista colombiana.

“La saltadora colombiana Caterine Ibargüen ha anunciado su retirada. Tras su participación en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, donde se clasificó para la final del triple salto femenino, Ibargüen decidió que los Juegos en Japón serían los últimos”, se explica en el inicio del texto.

Ibargüen consiguió los mayores éxitos del atletismo colombiano y ha sido una estrella mundial, elegida la mejor del año 2018.

En Juegos Olímpicos, se colgó la medalla de oro en Río 2016, el momento cumbre de su carrera, cuatro años después de haber sido plata en Londres 2012.