Por: Luis Humberto Tovar Trujillo

Eduardo Mackenzie, en un escrito en La Linterna Azul que apareció publicado el día de ayer, me sacó de la encrucijada para intitular mi escrito. Dice el profesor y escritor radicado en Paris, hace bastante tiempo, pero enterado como el que más de la realidad colombiana, su país, ¿“Colombia Humana? No. Colombia bestial”.

“El partido de Gustavo Petro es eso, un partido bestial, desprovisto de humanidad, de sentimientos y de inteligencia. Es un partido dirigido por brutos, en el sentido zoológico del término. Aunque se hace llamar “Colombia Humana” se trata, en realidad, de un partido que ha perdido sus reflejos humanos, que hace prevalecer sus sórdidos intereses materiales sobre la vida humana, así sea de la vida de niños de pocos días y minutos de nacidos”.

Inmensa síntesis, para tan inmensa realidad. Ahora les dio a los de esa porqueriza, de cambiarle el nombre por “Igual se va a morir”, en completa identificación con ese otro encierro bestial del partido de las Farc.

Siempre han tenido coincidencias, solo hasta ahora ha existido completa evidencia de esas coincidencias brutales y depredadoras de la especie humana.

Con relativa atención, vi el concierto para delinquir, que ahora llaman debate de control político al ministro de defensa de turno, este el quinto debate, donde no salen de las lavazas verbales contra la fuerza pública, donde solo existen términos y la verborrea incendiaria de los promotores del debate, mediocre además, más no se puede exigir, donde utilizando la televisión quieren rasgarse las vestiduras sobre la catástrofe terrorista que padecemos, con el cuento o disfraz de una “protesta pacífica”, financiados por el narcotráfico que es el gran protagonista y doliente de esas batallas campales contra una Colombia de bien, que somos la gran mayoría y que estamos asteados de los zánganos.

Principalmente las protestas son contra esa clase política que atraca a diario el presupuesto público, esos que están allí, como dijo en excelente intervención la Senadora Maria Fernanda Cabal, robando, robando y robando, y quieren pasar de agache como si no fuera con ellos, igual que la justicia que asumen la misma conducta destructora del pais a manos llenas, decidiendo contra la constitución y la ley.

Duque el que ignora la constitución, y quiere pasar a la historia no por inepto sino por humanista, otro disfraz, donde teniendo todos los argumentos para cerrar el Congreso y luego las Cortes, colocándoles un aviso que diga “se arriendan estos edificios”, mientras de convocan a elecciones y se reconstruyen.

Presidente Duque, Usted, está en medio de bestias y de bestiales.