Para las centrales obreras es un prerrequisito para iniciar la negociación. Alto comisionado para la paz recordó que el derecho a la protesta es respetado por la institucionalidad. Partes se reunirán en la tarde del festivo de 17 de mayo.

Con dos puntos prioritarios, como la exigencia al ministro de Defensa para que presente disculpas públicas por las acciones realizadas por el Esmad así como una solicitud que garantice el derecho a la protesta pacífica, se cerró primer acercamiento entre Gobierno y el Comité del Paro Nacional.

El Comité insistió en que garantizar el derecho a la protesta pacífica detendrá la violencia contra los manifestantes que se tomaron las calles del país en acompañamiento a las demandas planteadas desde el pasado 28 de abril.

En el documento, entregado a los legatarios del Gobierno, el alto comisionado para la paz, Miguel Ceballos, y el ministro de Trabajo, Ángel Custodio Cabrera, el Comité solicitó la retirada tanto del Ejército como del Esmad, así como solicitar a la Policía Nacional no utilizar armas en el control de las manifestaciones sociales.

Así lo expresó el documento base entregado por el Comité:

“Abstenerse de adoptar cualquier medida que, de tratamiento de orden público al ejercicio del derecho a la protesta social, entre ellos la declaratoria del Estado de Conmoción Interior. Retirar al Ejército y al Esmad completamente del control de las protestas y ordenar a la Policía que se abstenga de utilizar armas de fuego y otras que puedan producir heridas en las acciones de control de las protestas como el caso de la Venom”, señala el documento.

Otro aparte del documento exige la creación de una unidad especial por parte de la Fiscalía que investigue la totalidad de los hechos de violencia acaecidos en 20 días de manifestaciones: “Crear de inmediato en la Fiscalía General de la Nación una unidad especial de alto nivel, y con toda la autonomía, para que se encargue de abrir y adelantar la investigación de todos los hechos de violencia (asesinatos, lesiones personales, violaciones a mujeres, torturas, desapariciones y detenciones ilegales, etc.)”, indica el documento.

Además de la solicitud de disculpas públicas a Diego Molano por uso excesivo de la fuerza contra los manifestantes, urge a que el Gobierno responda una solicitud de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para una visita de trabajo con el fin de evaluar la situación de derechos humanos.