<ins data-revive-zoneid="2" data-revive-id="e0f695b1b9e71c7e090345072026c701"></ins>
jueves, 20 de julio de 2017
 
Deportes/ 2017-01-10 04:57

La pachanga del fútbol

La siguiente es una composición con nombres de jugadores que algún día militaron en los equipos del rentado colombiano. La interpretación del texto la da cada cual según el conocimiento que tenga de la historia del fútbol profesional colombiano.

Escrito por: Erick Rojas | enero 10 de 2017

La ‘Fiera’ Cáceres se encontró con Dardo Migone y le dijo que si se echaban un ‘Polvo’ Rojas. Ella le dijo que Omar Sivori, entonces se la llevó para una Roberto Cabañas, la acostó en una Camacho Caicedo, le bajó los ‘Pantalonudo’ Arroyave y le metió el ‘Pepe’ Romeiro.

Le rompió el ‘Gallito’ Hernández, le iba a dar por el Enzo Trozero y ella le dijo que Novarine. A los Ochoa meses nació el ‘Niño’ Quiñonez, le dieron como regalo un ‘Camello’ Soto y un ‘Burrito’ González. 

Historia de los jugadores

‘Fiera’ Cáceres jugó en el América de Cali, fue campeón en 1979; Dardo Migone, jugador argentino, jugó en el América y en el Medellín; ‘Polvo’ Rojas jugó en el Cúcuta Deportivo, le decían polvo porque cuando se colocaba el uniforme para salir a la cancha se echaba polvos Mexana en todo cuerpo. 

Omar Sivori, jugador con mucha historia en la Argentina, jugó en el River Plate de Renato Cesarine; Roberto Cabañas, paraguayo, es uno de los mejores jugadores que ha traído América en toda su historia, se radicó en Cali, donde se casó con una de las hijas de Don Ricardo León Ocampo, el mítico gerente del Banco de Colombia en la Sultana del Valle. 

Camacho Caicedo, jugador vallecaucano con muchas condiciones futbolísticas, jugó en el Tolima y otros equipos, y por su indisciplina su paso por el fútbol fue efímero. 

‘Pantalonudo’ Arroyave, el eterno entrenador de las divisiones inferiores de Millonarios, bajo su dirección se iniciaron varios jugadores de renombre en Colombia, como Delio Maravilla Gamboa, el odontólogo Marino Klinger y Willington Ortiz Palacio, entre otros. 

‘Pepe’ Romeiro, un crack que nació en el mismo barrio de Cali donde nació el ‘Palomo’ Uzuriaga. Integró la Selección Colombia del 84 que brilló con luz propia en el contexto juvenil del fútbol mundial, jugó en el América de Cali, pero infortunadamente no prosperó en el fútbol profesional, abandonado su carrera deportiva muy joven. 

El ‘Gallito’ Hernández, un extraordinario medio campista oriundo de Armenia, que jugó en el Quindío, Millonarios y América, hizo parte del equipo del 67, dirigido por Julio Toker, donde marcaron el record de 22 fechas invictos, record que por muchos años se convirtió en lo único que tenía América para mostrar. 
Enzo Trozero, excelente jugador argentino de la década de los ochenta del siglo pasado. Fue titular de varias selecciones gauchas y hoy es director técnico en su país.

Novarine jugó en el deportivo Cali, siendo campeón con el equipo azucarero en 1967, siendo técnico del equipo don ‘Pancho’ Villegas, el entrenador más dicharachero que ha llegado a Colombia.

Gabriel Ochoa, el técnico con más campeonatos en Colombia, fue técnico de Millonarios, Santafé y América y a todos estos equipos los sacó campeón varias veces. Hoy es accionista del América de Cali, y a los 89 años recién cumplidos vive en Miami, pero constantemente viene a la capital del Valle, donde viven sus hijos, uno de ellos es el médico de la ‘Mechita’. 

‘Niño’ Quiñonez, jugador tumaqueño, uno de los gladiadores del primer título del América en 1979. El apodo se lo puso el Dr. Mario Alfonso Escobar por una virtud sexual que según una prostituta de renombre en Cali tiene este jugador. La prostituta le contó a Mario Alfonso, y de allí viene el apodo. Tras colgar los guayos, el Niño Quiñones regresó a la profesión que tenía antes de ser jugador: mecánico ruso (albañil).

‘Camello’ Soto y un ‘Burrito’ González son dos jugadores que ocupan un sitial en la historia del fútbol Colombiano. El ‘Camello’ jugó en la América y Millonarios e integró la selección Colombia de 1975, cuyo técnico era el ‘Caimán’ Sánchez y fue subcampeón Suramericano en ese año. 

El ‘Burrito’ González, oriundo de Cúcuta, jugó muchos años en el deportivo Cali y era uno de los mimados del filipino Alex Gorayeb, quien fue presidente del Cali varias temporadas, también el ‘Burrito’ era muy elogiado por el periodista cubano afincado en Cali, José Pardo Llada, hincha furibundo del deportivo Cali, al que llamaba el equipo amado en su inmensamente escuchado programa Mirador en el Aire, que se emitía todos los días a la una de la tarde a través de Radio el Sol del histórico circuito Todelar de Colombia.