miércoles, 14 de noviembre de 2018
Política/ Creado el: 2018-09-06 12:52 - Última actualización: 2018-09-06 12:53

En “Obras por impuestos” nos sentimos burlados: Ariel Rincón

El dirigente gremial presentó en Bogotá las cifras de lo que ha dejado en el Huila la implementación de las llamadas Zomac; pidió que el mecanismo de obras por impuestos sea una política de Estado.

Escrito por: Redacción Diario del Huila | septiembre 06 de 2018

El debate de control político adelantado en el salón Boyacá del Capitolio Nacional, sobre la ejecución e implementación de las Zomac en el Huila y que fue adelantado por el Representante a la Cámara, Julio Cesar Triana, permitió tener una radiografía de lo que se ha invertido en el departamento del Huila.

El debate contó con la presencia del Presidente Ejecutivo de la Cámara de Comercio de Neiva, Ariel Rincón Machado y de varios dirigentes políticos de la región y mandatarios municipales de las zonas que a parecen como beneficiaras de las Zomac.

Para el Representante Triana, es menester que se dé claridad a los huilenses sobre cuál ha sido la inversión realizada  para el postconflicto en el Huila; toda vez que el departamento fue una de las zonas más afectadas por el conflicto armado.

Sobre el tema, en su intervención el Presidente Ejecutivo de la Cámara de Comercio de Neiva, Ariel Rincón, recordó a los asistentes que no hace falta recordar que, el Huila por más de 50 años, fue una de las regiones del país más azotada por el conflicto armado y es por ello que indicó que se reclama un mayor reconocimiento, o mejor dicho, justicia social para esta zona del país que sí tiene un atraso relativo frente a otras regiones de Colombia.

El líder gremial, indicó que con la puesta en marcha de las Zomac,  se logró la categorización de siete municipios del Huila como Zonas Más Afectadas por el Conflicto – ZOMAC, y sus muy publicitados beneficios sin embargo calificó esa categorización injusta toda vez que todos los municipios del Huila sufrieron el rigor de la guerra.

Rincón Machado, sostuvo que en la práctica, en cuanto a los beneficios tributarios en el impuesto de renta y complementarios para la instalación de nuevas empresas, gracias a la promoción y difusión de las instituciones, y especialmente de la Cámara de Comercio de Neiva, el Huila tiene hoy, con corte a 31 de agosto de 2018, 9 empresas nuevas instaladas en las ZOMAC: 4 en Acevedo, 2 en Tello, 2 en Hobo y 1 en Algeciras; lo que representa una inversión de aproximadamente 500 millones en activos totales, y la generación de, al menos, 18 nuevos empleos; en los sectores comercio, industria, agricultura, TIC y actividades profesionales, científicas y técnicas.

Reparos a “Obras por impuestos”

No obstante, el líder gremial hizo serios reparos a la estrategia adelantada en el marco de implementación de las Zomac y que se denomina “Obras por impuestos”, a lo que calificó como injusto toda vez que no se conoció cuál fue el criterio del Gobierno Nacional para priorizar proyectos y la adjudicación de los recursos para la ejecución de los mismos. El Huila, a nivel nacional solo obtuvo un proyecto.

“A la fecha, el departamento del Huila ha sido beneficiario de un (1) solo proyecto de inversión por valor de $612.492.592 en el mecanismo de obras por impuestos” dijo en su momento el representante Triana.

“Luego de un arduo esfuerzo, compromiso y desgaste institucional, hoy nos sentimos burlados, al conocer, el 15 de marzo del presente año, la lista de los primeros proyectos de Obras por Impuestos seleccionados: apenas 23 a nivel nacional, de los cuales sólo 1 fue adjudicado al Huila.  ¿Qué objetividad hubo en la priorización de los proyectos y la adjudicación de los recursos para la ejecución de los mismos?” sostuvo Ariel Rincón.

Asimismo llamó la atención por los recursos que se destinaron para dicha iniciativa y que deben ser distribuidos en todas las regiones.

“El monto máximo de inversiones determinado este año por el Consejo Superior de Política Fiscal - CONFIS a nivel nacional para financiar este mecanismo, fue de tan solo $250.000 millones de pesos que, al racionar en las diferentes regiones y, a su vez, en departamentos, no es o fue suficiente para cumplir con el propósito”.

Y añadió “ ¿No creen ustedes que en vez de tener una burocracia absurda, entorpecedora más no facilitadora de los procesos, como lo es la ART, que tiene un presupuesto estimado, según el Plan Anual de Adquisiciones 2018, de 79 mil millones de pesos, es decir, la tercera parte del cupo de inversión aprobado para este año, se podrían financiar más proyectos con estos recursos?”

Machado, referenció como en Perú se adelanta esta misma estrategia e indicó que allí se cuenta con un límite de inversión aproximado de 14 mil millones de soles, equivalente a casi 13 billones de pesos colombianos.

“Esto lo que nos demuestra es que es necesario propender por el aumento en las cifras que se otorgan en Colombia para el mencionado mecanismo” sostuvo.

“Si se considera que el énfasis de las iniciativas debe ser, entre otras acciones, la ampliación y adecuación de la cobertura en infraestructura, lo cual conlleva inversiones que superan los montos proyectados aprobados para los 344 municipios beneficiarios de la medida en 2018, debe entonces replantearse este monto definitivamente para que haya un interés mayor e involucramiento efectivo de los empresarios y gobernantes municipales. De lo contrario, la posibilidad de avanzar o des-atrasar el país, quedará perdida”.

Cierre de brechas sociales

Asimismo, sostuvo que hay un sentimiento compartido con la mayor parte de las entidades territoriales e instituciones que vieron con gran optimismo el mecanismo “Obras por impuestos”, como oportunidad para el cierre de brechas entre la ruralidad y el resto del país, en el marco de un gobierno que se la jugó por la paz, pero que no dimensionó el impacto de no estar, en términos de implementación, a la altura de las expectativas generadas.

“Aun con estos reparos, el Huila respalda el mecanismo Obras por Impuestos. Y por ello planteamos que no sea sólo una política de Gobierno, sino elevada a política de estado, aplicado, no solamente a los municipios ZOMAC (344), sino a todas aquellas zonas en donde la pobreza multidimensional es más crítica, para que los empresarios contribuyan a la solución de los problemas más graves del país, impulsando exitosa y velozmente las inversiones en obras fundamentales que se requieren. Eso es responsabilidad social Empresarial” manifestó.

Comentarios