Diario del Huila

Es el sistema penal y el mal ejemplo, estúpido

Sep 18, 2021

Diario del Huila Inicio 5 Opinión 5 Es el sistema penal y el mal ejemplo, estúpido

Parodiando la frase que utilizara Bill Clinton en la campaña electoral de 1992  en los Estados Unidos cuando afirmó, “es la economía estúpido”. Frente a la aberrante situación de inseguridad y salvajismo criminal en el país, que el Estado impotente no puede contener, y al cardumen de opinadores atribuyéndola exclusivamente, hablando para la galería, a la también aberrante situación de miseria y falta de oportunidades que también tenemos, como que somos campeones en desigualdad social con 28 millones de pobres y 10 en la miseria absoluta, resulta imperativo decir que dicha situación es producto también del sistema penal que nos rige y el mal ejemplo que da la clase política  cometiendo toda clase crímenes en casi total impunidad, estúpidos.

Porque no se puede hablar sin desconocer otras realidades, de que la proliferación de esa atrocidad criminal se deba solo a esa crítica situación económica y social cuando tenemos un sistema penal acusatorio copiado de otras latitudes como sabemos hacerlo, que tienen realidades sociales, políticas y de justicia distintas a la nuestra, como en los Estados Unidos, que privilegia la libertad porque garantizan la comparecencia de los delincuentes a la justicia y su  pena, que aquí no podemos garantizar por nuestro precario sistema de justicia que lo que garantiza es la impunidad, demostrada en el 89 por ciento para los crímenes que se cometen, y la puesta en libertad de los delincuentes que captura la Policía en la misma proporción, que más se demora en ponerlos a disposición de las autoridades, que en estar delinquiendo nuevamente en la calle incluso con brazaletes cometiendo los más salvajes crímenes, a sabiendas de esa escalofriante impunidad.

Y tampoco se puede desconocer como factor muy influyente, el mal ejemplo que da la clase política robándose 50 billones de pesos al año en casi total impunidad,  que por supuesto replica la sociedad de a pie,  por aquello de que el mal ejemplo cunde, y de que, cuando los que gobiernan pierden la vergüenza los gobernados pierden el respeto, que también hace posible la creciente criminalidad, agravada con el conocimiento que se tiene de que los aforados constitucionales como los congresistas, tienen un sistema de justicia que les facilita la impunidad, al poder renunciar a su juez natural que es la Corte Suprema de Justicia cuando son descubiertos en sus fechorías, para pasar a ser procesados con otro régimen penal en manos de fiscales  venales y politizados garantes de esa impunidad.

Pero la respuesta inútil del Estado y del Gobierno es apelar solo al incremento de la Policía cuando esta no puede resolver insularmente el problema, y a la militarización de las calles cuando la estrategia seria que hay que acometer, es diseñar una política criminal que reforme a fondo el sistema penal y carcelario que tenemos,  con un fortalecimiento real de la justicia del cual nadie habla, pues de lo contrario, así le pongamos un policía a cada ciudadano, seguirá el ritmo incontenible de la criminalidad, pues a ellos también los están matando impunemente.

 

 

Autor: WebMaster

Contenido relacionado

Suscripción Digital

DH ADS

Radio DH

Tal vez te gustaría leer esto

Abrir chat
1
Necesitas ayuda?
Hola, bienvenido(a) al Diario del Huila 👋
¿En que podemos ayudarte?