Este miércoles 6 de enero, Colombia volvió a registrar un alto número de contagios nuevos por covid-19. Fueron 16.805 los casos positivos confirmados en las últimas 24 horas, por lo que el país ya está viviendo su segunda ola de contagios.

Según el doctor Óscar Dueñas, director del Hospital Universitario Nacional (HUN) de la Universidad Nacional de Colombia, el impacto que tiene el incremento de casos positivos ha generado en la institución una mayor demanda de servicios de cuidado intensivo y de hospitalización, que reporta el 95 % de su ocupación total, informó la Agencia de Noticias de la Universidad Nacional.

“En este momento las dos o tres camas libres ya están asignadas a la espera de que lleguen los pacientes remitidos por el centro regulador de urgencias. Pese a que hay movimiento de los pacientes que se recuperan y salen de cuidado intensivo a hospitalización, el nivel de ocupación no disminuye debido a la alta demanda de camas que en este momento tiene el Distrito”, aseguró el doctor Dueñas.

Por su parte, Carlos Arturo Álvarez, médico infectólogo y coordinador Nacional de Estudios covid-19 desde la Organización Mundial de la Salud (OMS), le aseguró a esta agencia que, “el segundo pico epidémico por el que atraviesa el país se esperaba, dada la mayor movilidad de los ciudadanos por las fiestas de fin de año”.

Varias personas hacen fila para entrar a un banco en la localidad de Usaquén hoy, en Bogotá (Colombia). EFE/Carlos Ortega
Varias personas hacen fila para entrar a un banco en la localidad de Usaquén hoy, en Bogotá (Colombia). EFE/Carlos Ortega

Además agregó que “este pico llegará incluso a ser superior en junio, ya que, a diferencia de algunos países de Europa, nosotros no llegamos a nivel cero de contagios, sino que este se mantuvo estable hasta las fechas festivas, cuando volvió a subir con más fuerza”.

Para Álvarez, muchas ciudades acaban de salir del primer pico de contagio y otras están experimentando el segundo, por lo que hablar de medidas drásticas, como aislamiento obligatorio para todo el territorio, no es una decisión que se pueda tomar de forma generalizada, sino que se tiene que tener en cuenta el contexto de cada región y cada municipio.

“Cuanto más movilizada esté la población mayor será la circulación del virus, y para el caso de Bogotá las medidas de confinamiento por localidades tendrán un impacto que aunque no se verá de forma inmediata sí se reflejarán en la reducción de la tasa de transmisión, en el número total de infectados y en la demanda de camas UCI, al menos en una semana o dos”, le declaró Álvarez a la Agencia de Noticias UN.

El infectólogo aclaró que, en cada municipio se debe analizar la seroprevalencia (número total de personas infectadas) para así evaluar qué medidas se pueden implementar. “Por ejemplo Barranquilla presenta una seroprevalencia del 55 %, Medellín de 25 % y Bogotá de cerca del 30 %, lo que quiere decir que aunque muchas personas se han infectado, aún falta para alcanzar la ‘inmunidad de rebaño’, por lo que las medidas se deben aplicar a cada caso y ciudad particular”, puntualizó.

Ocupación total de las UCI en Bogotá subió al 85.3%

Luego de que se reportaran diferencias entre los datos que se presenta la Secretaría de Salud y el Colegio Médico de Bogotá, hoy, 6 de enero, las cifras de SaludData reportan que “la ocupación total de Unidades de Cuidado Intensivo en Bogotá se encuentra en el 85.3%, mientras que la ocupación de las UCI para COVID-19 está en el 81.86%”.

La cifra resulta ser alarmante pues comienza a crear incertidumbre en la ciudadanía sobre, ¿qué pasará si se llenan al 100% las UCI de la Capital?

En las últimas horas en Bogotá se ocuparon 38 camas UCI por pacientes que fueron remitidos por covid y la disponibilidad ahora es de 319 mientras para otras enfermedades, la disponibilidad de camas es de 331, ocho menos que este martes.