Luego de la polémica surgida en la noche de este miércoles en donde la selección Colombia cayó 2-1 ante Brasil, en el partido válido por la cuarta fecha de la fase de grupos de la Copa América 2021 que se disputa en territorio brasileño, la Federación Colombiana de Fútbol se manifestó y expresó su molestia por la decisión del árbitro argentino, Néstor Pitana, en la primera anotación de los locales.

Los reclamos de los jugadores colombianos surgieron luego de que al minuto 76, instantes previos al tanto de Firmino, y cuando la Tricolor ganaba 1-0, la pelota pegara en el árbitro Néstor Pitana, provocando una gran confusión en los futbolistas cafeteros. Muchos de ellos, incluso, se quedaron detenidos a la espera de que el juez argentino anulara la acción y retrocediera aplicando un bote a tierra.

Sin embargo, a instancias del VAR, y luego de que transcurrieran varios minutos, el tanto fue convalidado. ¿Por qué fue un acierto esta decisión? El reglamento establece que, si el rebote provocado por el árbitro desacomoda al equipo defensor, ahí sí debe anularse la acción aplicando el bote a tierra. Caso contrario, el árbitro debe dar la ventaja, como terminó sucediendo.

Ante esto, la Federación Colombiana de Fútbol expidió un comunicado en las últimas horas en el que muestran su descontento con el arbitraje y exigen a la Conmebol suspender a los jueces del compromiso.

“La Federación Colombiana de Fútbol se permite informar que procedió a radicar ante el máximo organismo del fútbol sudamericano una nota de protesta por el arbitraje durante el partido del 23 de junio de la CONMEBOL Copa América 2021”, mencionan inicialmente.

Aclaran: “En dicho encuentro, al minuto 77 del partido se presentó una jugada donde el balón rebota en el árbitro central Néstor Pitana y deriva en un ataque prometedor para el equipo brasilero que termina en gol”.