Diario del Huila, Comunidad

Por: Hernán Guillermo Galindo M

Ex alumnos del colegio San Medardo, de la promoción de 1971, festejan mañana sábado 50 años de egresados y cinco de la creación Fundación Paso, que cumple tareas sociales.

Los ex alumnos de colegio Salesiano San Medardo de Neiva, de la promoción de bachilleres del año 1971, tienen doble motivo para celebrar este sábado 13 de noviembre: 50 años de egresados y se cumplen cuatro años de la creación Fundación Panorama Sostenible- Paso, que nació con motivo del encuentro de los 45 años de  graduados.

Por eso, Diario del Huila dialogó con Eduardo Ospina, director ejecutivo de la Fundación, sobre el origen y los programas de tipo social que acompañan con entusiasmo.

“En marzo del año 2016, con un grupo de compañeros comenzamos los preparativos para la celebración de los “45 años de la promoción 71” del Colegio Salesiano San Medardo, que se realizaría en noviembre”, inicia a contar.

“Comenzamos con la ubicación de los egresados, luego abrimos el chat, vía WhatsApp, el 31 de marzo de 2016, incluidos aquellos que por alguna circunstancia no culminaron el último año de bachillerato, pero habían compartido los últimos años con nosotros”, agrega.

Las danzas son otra alternativa para los niños de Panorama.

Manos a la obra

En agosto visitaron el colegio y contactaron al director de la Obra Salesiana en Neiva y director del colegio, P. Mauricio Cuadros sdb.

“Le manifestamos nuestros planes de celebración y le consultamos acerca de alguna necesidad que tuviera nuestro colegio, en la que pudiéramos colaborar con motivo de nuestro de encuentro”.

Sin pensarlo dos veces, manifestó que necesitaban instrumentos musicales para apoyar el programa de música que desarrollaba la parroquia San Juan Bosco en el barrio Panorama, donde la Sociedad Salesiana trabajaba desde comienzos de año y el Colegio suministraba los profesores. “En septiembre y octubre nos dedicamos a detalles de los preparativos de la celebración”, señala.

Llegó el momento anhelado. Un amplio grupo de compañeros, venidos de diferentes latitudes de Colombia y del exterior, se reencontraron en los claustros del San Medardo. Los asistentes acordaron, por sugerencia del padre Jaime García Cuellar sdb, quien se había movilizado para acompañar la efeméride, y con la aprobación unánime de los asistentes, iniciar un acompañamiento a la obra social que adelantaba la Sociedad Salesiana en el barrio Panorama.

“A través de la parroquia San Juan Bosco buscamos la forma de retribuir a la tierra que nos había educado hasta los años de adolescentes. Fueron 3 días intensos, llenos de actividades sociales”, continúa Ospina.

El regocijo del reencuentro se mantenía vivo y continuaron adelantando diferentes acercamientos para iniciar trabajos de acompañamiento a la Obra Salesiana; reuniones en Neiva y acercamientos con el Colegio para encontrar caminos de colaboración.

“El 7 de febrero de 2017 visitamos al nuevo director del colegio para continuar avanzando, P. Nicolás Rivera sdb, quien manifestó de manera franca y categórica que no disponía de los recursos humanos para acompañar la obra en Panorama”, pero esta dirección tuvo un paso furtivo.

Iniciando abril de 2017 el colegio tenía un nuevo director con quien retomaron conversaciones para seguir con el plan de unirse a las obras del barrio Panorama, especialmente para impulsar el programa de música donde la Sociedad Salesiana suministraría profesores y los exalumnos los instrumentos musicales.

“El nuevo director, P. Marco Fidel Benavides sdb se mostró muy receptivo e interesado en el aporte que pudiéramos hacer”, destaca.

El grupo tejedoras, señoras de la zona de Panorama en Neiva.

Música y cultura

El tiempo pasaba y los profesores no se veían, pero había que dar un paso adelante. Contactaron entonces al conservatorio departamental de música y poco después a la Corporación Sinfónica del Huila, ‘Abel Valderrama Yusti’, en cabeza de don Arcesio Bermúdez, quien no dudó en vincularse con profesores de su institución con la condición de que les reconocieran un auxilio de transporte.

“Desde entonces, a pesar de la pandemia, no hemos claudicado en el esfuerzo de crear una comunidad mediante el trabajo educativo de gestión social y ambiental que venimos promoviendo, exitosamente, en el barrio Panorama. Luego del paréntesis pro-salud que nos está exigiendo recluirnos temporalmente en nuestros hogares, nos corresponde retomar nuestro futuro con el sano orgullo que nos caracteriza como colombianos y como huilenses”, comenta, con evidente emoción.

Con todo, la vida continúa y nuestra presencia como ciudadanos nos exige persistir en la tarea de ser significativos, señala.

Con el fallecimiento por COVID-19, el pasado 9 de julio de 2020, del sacerdote Salesiano Jaime García Cuellar sdb, quien motivó y acompañó los pasos de la Fundación, desde el inicio hasta el momento de su muerte, agilizaron los trámites de legalización de una fundación conformada por los exalumnos salesianos que han venido acompañando programas sociales y ambientales en Neiva, Bogotá y Villa de Leyva.

“Rindiendo un homenaje a nuestros orígenes tomamos el nombre de Fundación Panorama Sostenible, reconocida como Paso”, concluye.

La banda sinfónica de Panorama un trabajo continuo.

Otros programas

Alfredo Quintero, es otro de los egresados del 71, que cumple las funciones de representante legal suplente y que maneja los programas en el barrio Panorama, que son el proyecto de música, el proyecto de danzas y el club de lectura. “Son 140 niños que se distribuyen en los diferentes programas”, cuenta.

Adicional apoyan a un grupo de señoras que realizan una actividad de tejidos como emprendimiento, mientras los niños participan en la lectura, las danzas o en la banda inicial de música, agrega.

“Como complemento a quienes se inician en sus pequeños negocios les prestamos asesoría y les brindamos algunos créditos para que puedan iniciar sus micro empresas. Son muy pequeños y a plazos muy cortos para que los puedan pagar”, explica.

Quintero dice que hacen ese trabajo de tipo social con gusto y, en el caso particular suyo, toda la vida como empleado bancario que fue, siempre estuvo liderando a los compañeros en iniciativas de tipo asociativo y comunitario.

Los grupos de lectura están activos en la zona.

La parte legal

De ese aspecto se encarga el revisor fiscal, Miguel Durán, que es contador de profesión.

“Mi labor es velar que todas las actividades de la Fundación queden enmarcadas de acuerdo con la ley, los estatutos y reglamentos y el pago de impuestos. Estas entidades sin ánimo de lucro en Colombia tienen un control muy estricto que hay que aplicar muy bien, para que las personas que trabajan en la parte social que son susceptibles de ser olvidadizas no se metan en problemas”, comenta.

Como persona soy la mano derecha de los emprendedores, quien los orienta en los procesos, continúa contando.

Por ejemplo, un modelo que hemos implementado que llamamos la ‘receta, les permite a los emprendedores saber si el tipo de emprendimiento que inician es rentable o no. Las capacitaciones las hacemos a través de la plataforma de Carlos Slim y la plataforma Sofia del Sena, expresa.

Uno de los programas estrella que tienen desde antes y que apoyan ahora a través de la Fundación es el ‘Plan Padrino’, que consiste en que una persona o empresa se hace padrino de un joven de Panorama que muestre interés y capacidad para el estudio y a la vez forme parte de uno de los programas y pague lo correspondiente a la educación de ese joven o jovencita.

“Con este plan ya se han vinculado 14 estudiantes ente niñas y niños en los Colegios Salesianos de Neiva: María Auxiliadora y el Salesiano San Medardo. El único requisito que deben cumplir es rendir académicamente”, concluyen.

Junta directiva entrega al reportero de Diario del Huila, “Relatos de Paso”.