martes, 20 de noviembre de 2018
Especiales/ Creado el: 2018-03-22 10:13 - Última actualización: 2018-03-22 10:15

Huila produce agua como para abastecer a la población de Brasil

Un estudio realizado por la CAM, evidencia la riqueza hidrográfica del Huila, aun en tiempos de intensa sequía, en un momento donde a nivel mundial se empieza a hablar de escasez de agua ante el aumento de la demanda.

Huila cuenta con 2.129 quebradas y 63 ríos

Escrito por: Redacción Diario del Huila | marzo 22 de 2018

Felipe González
Diario del Huila, especial 

Hace 26 años, se fijó el 22 de marzo como Día Mundial del Agua, con el propósito de encaminar acciones para la protección del preciado líquido. Desde entonces, cada año aparecen estudios y avances que evidencian un desafío a futuro, y es la garantía del agua ante el aumento indiscriminado del consumo, ante el aumento de la población mundial y en aspectos como la agricultura (70%) y la industria (20%), que hoy por hoy, se ‘toman’ el 90% del agua que se produce en el mundo, según UN Water.

Ante este desafío y de acuerdo a unos lineamientos que estableció el IDEAM, la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena CAM, realizó el primer estudio de la Evaluación Regional del Agua-ERA, con el ánimo de conocer cuál es la oferta hídrica que tiene el departamento del Huila en tres escenarios: años hidrológicos seco, medio y húmedo en términos de oferta hídrica superficial.

Allí, se pudo establecer qué tanta agua producimos en el Huila y a partir de ello cómo se puede administrar de mejor manera para evitar su mal consumo y por ende su escasez. Así mismo, trazar una visión territorial en materia de oferta, demanda, calidad y riesgos del recurso hídrico. 

Resultados

El Huila tienen registradas más de 92.200 corrientes hídricas superficiales, la gran mayoría corresponden a corrientes permanentes, entre ellas se tienen identificadas 2.129 quebradas y 63 ríos, según los resultados de la Evaluación Regional del Agua-ERA que adelantó la CAM.

Los principales afluentes del río Magdalena aportantes de la oferta hídrica superficial del departamento para un año hidrológico medio respecto al caudal de agua que sale del departamento del Huila son: El río Páez 187 m3/seg representa el 29.3% incluye las aguas del río La Plata; río Suaza 56.51 m3/seg representa el 8.9%, el río Cabrera 54.78 m3/seg representa el 8.6%, río Baché 30.53 m3/seg representa el 4.8%, río Guarapas 22.8 m3/seg representa el 3.6%, río Aipe 19.48 m3/seg representa el 3.1%,  y río Yaguará 17.69 m3/seg, río Neiva 17.20 m3/seg y río Sombrerillos 16.74 m3/seg representan el 2.7% cada uno.

El río Bordones 14.97 m3/seg y el río Mazamorras 14.93 m3/seg representan el 2.3 cada uno, y el río Villavieja 9.23 m3/seg, río Fortalecillas 7.53 m3/seg, río Ceibas 6,54 m3/seg, quebrada Yaguilga 5,36 m3/seg, río Timaná 5.33 m3/seg, río Pedernal 4.5 m3/seg y río Loro 3.71 m3/seg con menos del 2% cada fuente hídrica. 

Riqueza

Esta riqueza le permite al río Magdalena, una vez sale del Huila y llega al departamento del Tolima, entregarle un caudal de 638.82 m3/seg en un año hidrológico medio. De esto, el 85,4% de este caudal, es decir 545 m3/seg es generado en el territorio opita y equivale a 17.787 millones de metros cúbicos al año, volumen suficiente para llenar algo más de 9 embalses de la represa de Betania cada año. Lo anterior representa una cifra mayúscula, como quiera que según el ENA, Estudio Nacional de Agua que realizó en el 2015 el IDEAM, la producción nacional de agua de Colombia era de 35.987 milímetros cúbicos, es decir, equivalente a llenar 28 veces el volumen del embalse de Betania, lo que querría decir, que una tercera parte de ese volumen nacería en el Huila.

Esto en otras palabras se traduce en suministrar 200 litros de agua por habitante día, a una población equivalente a 236 millones de habitantes, es decir, mucho mayor que la población de Brasil. 

También en tiempo seco

La buena producción hídrica, también se da en tiempos de sequía. En un año hidrológico seco se generan en el Huila 136 m3/seg, equivalente a 4.386 millones de metros cúbicos al año que alcanzaría para abastecer una población de más de 60 millones de habitantes, es decir, mucho más que la población de Colombia.

Entre tanto, el mejor escenario, es un año hidrológico húmedo, en el que la producción de agua según el estudio, alcanza la cifra de 43.838 millones de metros cúbicos al año, suficiente para abastecer a más de 601 millones de habitantes, es decir para más de los pobladores que habitan todo Norteamérica. 

Acciones

Pese a la buena noticia: Tenemos agua y en buena cantidad, se necesita un uso racional del mismo, como controlar las concesiones, evitar la contaminación, el mal uso en el sector agrícola, entre otros; pero además acciones encaminadas a la producción de ecosistemas productores de agua.

De acuerdo con el IDEAM, actualmente en Colombia, a diferencia de otros países, la vocación agrícola genera que un 55% del agua que se produce en el país, se destine a la producción de alimentos como frutas, verduras, legumbres, hortalizas, granos, carne, leche, huevos, etcétera; es decir, a irrigar cultivos, hidratar los animales, entre otras acciones. Entre tanto, la producción de energía (en el Huila tenemos dos hidroeléctricas), ocupa el 21,5% de la oferta de agua; mientras que el consumo doméstico, en parte también por el bajo acceso aún al agua potable en el país, es de sólo el 8,2%. Se estima que a industria consume el restante porcentaje, y de ella, al menos un gran porcentaje se usa en temas relacionados con la minería y explotación de hidrocarburos. 

Protección de áreas y ecosistemas

Según el Banco para el Desarrollo de América Latina, el 57% del agua que se consume a nivel mundial proviene de los bosques y un 27% de las montañas, lo que quiere decir que la protección de estas áreas, se convierte en una necesidad, si se quiere garantizar a lo largo del tiempo, la producción de agua.

En el Huila, si a las áreas protegidas del Huila correspondiente a los Parques Naturales Nacionales-PNN y a los Parque Naturales Regionales-PNR que suman en total 372.594 hectáreas correspondientes al 20% del territorio del departamento; le adicionamos los 28 Parques Naturales Municipales-PNM, hablaríamos que más de 25% del territorio del departamento se encuentra protegido y en estado de conservación.

Esta protección, garantiza que los Parques Nacionales y los Parques Regionales produzcan hoy más del 25% del caudal que genera todo el territorio departamental. Desde otra perspectiva, el rendimiento hídrico medio de las áreas protegidas es de 0,37 litros/segundo-hectárea, mientras que el rendimiento medio en el resto del territorio del Huila está por debajo de 0,28 litros/segundo-hectárea.

Lo anterior muestra la bondad de proteger las zonas estratégicas en lo relacionado a la oferta hídrica superficial, esto sin contar los enormes beneficios ambientales que trae consigo la preservación de la fauna y la flora silvestre que corresponde al verdadero capital ambiental para el departamento, el país y el mundo entero.

Un ejemplo de ello es el río Las Ceibas, única fuente abastecedora del municipio de Neiva, cuyo nacedero, fue declarado Parque Natural Regional y es protegido mediante un Plan de Ordenación de Manejo de la Cuenca Hidrográfica, lo que le ha permitido abastecer de agua a la ciudad en épocas de la mayor intensidad de calor, como la sequía de 2014 y 2016.

*
Autonomía del recuro hídrico

El río Magdalena es el eje hídrico del departamento del Huila, recorre el departamento del sur a norte a lo largo de 371 kilómetros, desde su nacimiento en el macizo colombiano a 3.850 metros sobre el nivel del mar, hasta la salida del departamento del Huila en el sitio conocido como La Angostura en las coordenadas a 350 metros sobre el nivel del mar. Es necesario hacer mención que a excepción del río Magdalena, todas las corrientes hídricas del departamento nacen en el Huila y desembocan en corrientes principales o el río Magdalena dentro del territorio departamental, lo cual significa para los habitantes, usuarios del recurso hídrico y autoridades competentes, contar con autonomía total para su administración, protección, uso y control.

Comentarios