El juzgado ordenó que se exija como requisito de ingreso al país el certificado de la prueba PCR con resultado negativo, para el virus COVID-19, a cada uno de los viajeros que ingresen por vía aérea.

Para los viajeros que no cuenten con la prueba requerida deberán realizar aislamiento preventivo, realizarse la prueba y seguir las medidas que le sean indicadas hasta que se determine su condición de aislamiento según los resultados de la prueba.