Más de 400 mil medicamentos vencidos, fraudulentos y de contrabando fueron incautados en medio de una operación conjunta en el país, a través de diferentes operativos

La primera de ellas fue la desarticulación de una estructura criminal conformada por seis personas denominada ‘Zarévich’ que delinquían en Buenaventura, Palmira, Tuluá, Cali, Barranquilla y Quibdó.

Está estructura presuntamente está sindicada de alterar medicamentos para tratar enfermedades de alto costo, como el cáncer y la hemofilia.

De acuerdo al general Gustavo Franco Gómez, director de la Policía Fiscal y Aduanera (POLFA), esta estructura tenía su centro de control en Barranquilla, desde donde manejaba una supuesta distribuidora, que movilizaba medicamentos vencidos y robados desde las Empresas Promotoras de Salud (EPS).

Según la investigación, los medicamentos, presuntamente, eran vendidos por funcionarios de esas entidades a la organización criminal. Eran llevados a droguerías en el Valle para ser distribuidos en Chocó y Nariño.

Por otro lado, en operaciones conjuntas en 13 ciudades del país, se logró la captura de cinco personas y la incautación de 159.811 unidades de medicamentos fraudulentos.