DIARIO DEL HUILA, ESPECIAL

Por: Hernán Galindo

Basados en las creencias populares, recopilamos una lista de las cosas que los neivanos y colombianos, hacen o dejan de hacer. Diario del Huila le preguntó a la gente sobre las tradiciones que conservan y los mitos que recuerdan o practican.

Cosas que se hacen

Ver películas religiosas

Esta es una de las tradiciones que se han ido perdiendo en las nuevas generaciones, pero se mantienen como lo reconoce, Dayana una estudiante de Salud Ocupacional en la UNIMINUTO de Neiva, “Películas como La biblia, La pasión de Cristo y los Diez Mandamientos son por estos días, la mejor cartelera para estar pegado en la Televisión”, según la estudiante.

 

No comer carnes rojas

Para muchas personas, la llegada de Semana Santa supone un cambio en sus hábitos alimenticios derivados de la religión que profesan, de allí que la mayoría de católicos cierra el menú de carnes rojas y le abre pasó al

Visitar los templos y asistir a los ritos religiosos es una de las tradiciones

Visitar los templos y asistir a los ritos religiosos es una de las tradiciones

pescado, por eso es tradicional que la familia consuma más pescado en esta temporada.

Cesar Ramírez, periodista dice que tradicionalmente consumen pescado, pero recuerda también lo que en sus tiempos de niñez y juventud eran no solo mitos sino obligaciones que imponían la religión y los mayores. “No se podía bañar en un río el jueves y viernes santos, porque se transformaban en pescados”. Así era y así se cumplía.

Dice que, aunque no es de misa si aprovecha este tiempo de tradición religiosa para ir a los templos y orar.

Ayuno

La tradición judío-cristiana desde el año 1950 dice que el Viernes Santo es un día de recogimiento por el sacrificio y muerte de Jesús. Los católicos y ortodoxos buscan sacrificarse con el ayuno y la abstinencia de la carne roja.

“Ya no se cumple al píe de la letra”, manifiesta Inés Murcia, una ama de casa, unos porque han ido perdiendo la tradición y otros porque tienen que comer lo que consiguen y no pueden pensar en dietas especiales.

Sobre las actividades tradicionales, más que un mito, asistían o escuchaban por la radio el sermón de las siete palabras. “Uno se quedaba dormido escuchando, pero no se podía dejar pillar de los mayores”. Recuerda.

Se asiste en familia a los templos

Se asiste en familia a los templos

Visita a lugares Sagrados

Un plan que a la mayoría de colombianos les gusta hacer en familia es visitar lugares sagrados, este año con algunas restricciones se podrá retornar a los templos y santuarios.

Alberto Sánchez, ingeniero manifiesta que es una de las tradiciones que comparte con su familia. Además, sobre los mitos recuerda que les decían que si cantaban se aparecía el diablo, era llamarlo con las canciones. De hecho, hace unos años las emisoras pasaban música clásica o religiosa durante la semana santa, dice. Esto ya se perdió.

Tiempo en familia

La familia se convierte sin duda en el elemento integrador para pasar la Semana Santa, por estos días se visitan a los parientes lejanos, bien por la temporada de vacaciones o se comparte con ellos en diferentes actividades religiosas, así lo manifiesta Lovanix García.

Recuerda dentro de los mitos que “no se podía tener relaciones sexuales pues podría quedarse pegado”.

En los templos se cumple con los protocolos de bioseguridad

En los templos se cumple con los protocolos de bioseguridad

Otros mitos

También el vestido era una de las formas de mostrar respeto por las tradiciones de la Semana Mayor. “No se debía vestir de color rojo, para muchas madres y abuelas, en Semana Santa solo se debe vestir de negro, caminar despacio y no gritar para no faltar contra Dios”, comenta  Diana Mantilla, recuerda que su abuela se refería, a la creencia de cortarse el pelo a las 3:00 de la tarde del jueves Santo, se relacionaba con las fases de la luna. En Semana Santa la luna es menguante, es decir, si el cabello se corta en menguante, crece más bonito, grueso y brillante.

Son muchos los mitos y leyendas que por esta época de recogimiento para unos y de vacaciones para otros se recuerdan, por ejemplo, nuestros ancestros procuraban no montarse o trepar un árbol por temor a convertirse en mono.

No escuchar música

Los mayores prohibían escuchar música y menos si se trataba de rock. Según algunos católicos, la Semana Santa es un espacio para el silencio, la reflexión y solo para escuchar a Dios.

 No barrer ni clavar clavos en Viernes Santo

La curiosa prohibición busca dos cosas: no utilizar clavos que fueron parte del sufrimiento de Cristo en la cruz y evitar atraer al diablo. Tampoco era recomendado pasar la escoba porque se consideraba una forma de «barrer la cara de Cristo».

Ni el uso de los clavos ni barrer por miedo a barrer la cara de Cristo durante Semana Santa

Prohibido retar a los niños

Según la creencia, los niños tenían una semana de tregua al año en cuanto el llamado de atención de sus padres. «La ira llama al diablo» es el dicho de los abuelos, por esta razón muchos evitaban retar a sus hijos en los días santos.

No se debe retar a los niños (Istock)

No salir después de las tres de la tarde

Había que abstenerse de salir después de las tres de la tarde, ya que fue la hora en que murió Cristo y su enojo causaría la precipitación del cielo en forma de lluvia.

Con fervor y recogimiento se vive la Semana Mayor

Con fervor y recogimiento se vive la Semana Mayor

No cortar nada

Siguiendo con la tradición de no comer carnes rojas, es un mito popular el de no cortar nada por creer que se está cortando el cuerpo de Jesús

Visita al cementerio a la media noche del viernes santo

Uno de los sepultureros del cementerio central dijo que este tipo de hechos suelen suceder cada viernes santo y a lo largo del año. No solo vienen satánicos sino señoras de bien, que llegan para cumplir con parte de algún requerimiento ordenado por un vidente o brujo. Por eso, es común encontrar en las tumbas muñecos de parafina con alfileres, porciones de azufre, huevos cocinados y hasta cebollas cabezonas, que generalmente son depositados en las tumbas más distantes y abandonadas, dijo

La Iglesia recomienda

El obispo de la diócesis de Neiva Monseñor Froilán Casas, envió un mensaje ante todo de cuidarnos Y recordó que esta semana santa se realiza con algunos eventos de manera presencial, pero guardando los correspondientes protocolos para evitar el contagio del Covid 19.

La Semana Santa según el padre Alonso Sánchez:” Es el momento predilecto para tener un encuentro íntimo con Dios, y brinda la posibilidad de reflexionar sobre nuestros actos, por eso, es importante orar y tener ese recogimiento espiritual”.

La Iglesia pide que la familia permanecer unida. Muchas familias se encuentran hoy desintegradas por no vivir en comunión y en búsqueda constante de Dios. Y también es tiempo de recuperar las Tradiciones perdidas.