Diario del Huila

Mujer Rural, un ejemplo de lucha constante

May 23, 2022

Diario del Huila Inicio 5 Regional 5 Mujer Rural, un ejemplo de lucha constante

Por: Johan Eduardo Rojas López

A punta de huevo, 16 mujeres de la vereda ‘El Espinal’ en el centro poblado de Maito, municipio de Tarqui, vienen consolidando una microempresa que crece de forma satisfactoria. Gracias a su conocimiento y a esta oportunidad, hoy han logrado dejar atrás el sufrimiento que les causó el conflicto armado, y trabajar en equipo por el bienestar de ellas y sus familias.

Con tenacidad, constancia y empeño, 16 mujeres de la vereda ‘El Espinal’, del centro poblado de Maito, municipio de Tarqui, se han unido para consolidar una microempresa productora de huevos en el Huila. De esta manera, luchan por dejar atrás sus diversas batallas y consolidar el porvenir de sus hijos.

Este grupo de mujeres campesinas logró legalizar la Cooperativa Multiactiva Santa Isabel, en el año 2012, tras ser víctimas del conflicto armado y perder los negocios que les permitían sobrevivir. En vista de esa situación, con deudas y problemas, decidieron unirse y empezar a realizar diferentes productos para ayudarse entre sí y lograr salir adelante con sus hijos. No obstante, años más tarde tomaron la decisión de incursionar en el mundo avícola y allí comenzó el trabajo para impulsar la microempresa.

Luz Mery Muñoz Chavarro, es la representante legal  de la Cooperativa, quién contó los orígenes de esta bonita iniciativa. “Nos legalizamos, pero duramos como dos años quietas porque no tuvimos un estímulo de nadie que nos ayudará. Ahí nos vinculamos al Sena en Garzón y para nosotros esa institución ha sido como la mamá porque nos hemos capacitado en gran cantidad de cursos y somos una de las pequeñas empresas que apenas estamos arrancando, gracias a que ellos nos dieron la oportunidad.”, comenta.

Así, hace tres años llegó otra gran oportunidad de participar en una convocatoria de ‘Mujer Rural’, en donde se presentaron y salieron beneficiadas. Sin embargo, tras la llegada de la pandemia tuvieron que esperar un tiempo significativo y en octubre del 2021, todo se dio. Desde ese momento es que lograron impulsar lo que pretende ser una productora de huevo en el Huila.

Y es que precisamente, este producto es de primera necesidad, hace parte primordial de la canasta familiar y en materia de consumo per cápita, los colombianos consumieron 334 unidades de huevo en 2021, 42 unidades más que en el 2019, según datos oficiales.

Mujer Rural, un ejemplo de lucha constante
Incursionan en el sector avícola y la producción de huevos, uno de los productos primordial de la canasta familiar.

“Aquí se compra el mismo huevo de la zona”

Luz Mery enfatizó que actualmente falta es producción, pues lo que tienen es simplemente para abastecer a las personas de la zona, por eso, trabajan en una producción más grande.   

“Para la zona sur, son escasas las granjas que hay, pero la mayoría de huevo que nosotros producimos lo comercializamos aquí en la zona, es decir, no necesitamos huevo de otra parte. Aquí se compra el mismo huevo de la zona. Tuvimos una producción de 3.000 huevos diarios, pero ahora vamos a hacer el levantamiento de otras 1.000 pollitas, sin embargo, ya tenemos otras 600 en producción. En este momentico, nosotros estamos produciendo a diario 540 huevos con un 60% de postura.», indicó.

La idea de estas mujeres es aumentar la producción porque no están dando abasto, ni logrando cubrir la zona. Aunque vienen trabajando en el proceso, son conscientes que les faltan recursos para poder crear una empresa más grande y así alivianar la situación.

“Nosotros no logramos cubrir toda la zona y no hay otro galpón grande que de abasto. El problema fue que esto surgió de un programa del que participamos y metimos un solo lote, entonces, no nos dieron la oportunidad de dividirlo en dos etapas para sostener la comercialización. No se ha disminuido porque el producto se haya acabado, sino porque se sacó el lote y ahora vamos a realizar el levante de otras, pero en dos etapas.”, explicó la líder de la cooperativa.

Alza de insumos

Aunque la inflación generó afectaciones en el alza de los insumos, esto no ha generado la disminución de las ventas, por el contrario, la demanda ha aumentado.

Han diseñado estrategias que les ha permitido mitigar la situación actual que tiene azotado al agro en general. “Los insumos los estamos mirando bajo una perspectiva de que vamos a buscar la forma de sembrar en nuestras parcelas algo adicional para mezclar el alimento porque es demasiado alto el costo del concentrado. En este momento el huevo que uno compraba en 6000 pesos, está en 14.000, subió más del doble. Cuando el tendero es honesto vende el huevo dependiendo la cubeta, de resto todos los venden a un valor costoso.”, sostuvo Luz Mery.

Gracias a esta estrategia de alimentación que vienen implementando, se podría decir que él huevo que ellas producen es semi-criollo porque a las gallinas les dan forraje, fruta y otros alimentos orgánicos, que generan una producción más natural.

“En este momento, yo personalmente digo que, si produjera 5.000 o 6.000 huevos diarios, yo creo que me haría falta, porque realmente el huevo se consume mucho. Entonces no se ha afectado la venta, antes, al contrario, se ha aumentado. Nosotros estamos iniciando y no nos hemos integrado como tal con el gremio avícola, pero vamos por buen camino y seguimos compartiéndole a las personas el proyecto.”, menciona esta emprendedora.

Mujer Rural, un ejemplo de lucha constante
Las mujeres que conforman la cooperativa se han capacitado en diferentes conocimientos para aportar a su iniciativa.

Proceso de producción

Según la representante legal de la Cooperativa Multiactiva Santa Isabel, la producción radica en la raza de la polla, la alimentación, el conocimiento y, por supuesto, el cuido del animal. En efecto, indicó que ellas compran pollas de raza lohmann Brown, que da un huevo comercial.

“Desde que usted no le falte con el alimento, bebida y esté bien tenida, ella le da huevo todos los días. A las 16 semanas uno las trae para continuarles el levante y despicadas, es decir, antes de traerlas a donde uno las va a poner para que continúen el proceso de postura hay que cortarles un poquito el pico porque dañan el huevo, entonces, con eso se busca que no dañen la producción.Ya después de ese proceso, el alimento se le aumenta y poco a poco se va llegando al tope de la producción esperada. Lo normal de la postura de gallinas son 12 meses, pero si uno les hace el levante, duran otro tiempo, aunque disminuye la producción, pero ponen.”, mencionó Luz Mery.  

Igualmente, detalló que hay gallinas ‘Colas’ que ellas determinan para poder sacarla de la producción, porque no ponen huevos, simplemente son de relleno. Cuando las pollas ya tienen la cresta doblada, patas amarillas y no tienen cola, se les llaman ‘Las Pensionadas’ y se venden como alimento. Es por esto, que entre una cosa y otra logran mantener la estabilidad económica.

Ellas hoy son ejemplo de berraquera, pues aunque no tuvieron estudio, ni muchas oportunidades, son madres que saben desempeñarse en la zona rural y han logrado sobreponerse a las adversidades.

Finalmente, invitaron a la sociedad a que escuchen y apoyen a todas las mujeres que trabajan en la avicultura, porque Colombia y el Huila, son los mejores territorios para tener aves y, por eso, es necesario unirse para sacar adelante este producto y así lograr un punto agregado para mantener las empresas en la zona rural. “Yo le digo a todas mis amistades de Colombia y el Huila que la verdad el huevo es uno de los alimentos principales que tenemos nosotros las personas que vivimos en el campo, por lo general a la gente no le falta el huevo porque es muy nutritivo y es lo más económico para el sustento de nuestras familias. Así que por favor apóyenos.”, puntualizó.  

Mujer Rural, un ejemplo de lucha constante
Aunque por el momento cubren la demanda de esa zona rural, están proyectando un mayor crecimiento.

Tal vez te gustaría leer esto