En el municipio de Oporapa, Huila, las mujeres contribuyen con sus proyectos de emprendimiento, ayudando a la reactivación económica a través de sus trabajos artesanales, gastronómicos, artísticos y de habilidades campesinas.

Evento que se unió al mercado campesino donde los oporapenses tienen la oportunidad de vender productos frescos del campo.

La artesana de 78 años, Raquel Carvajal, es una de las emprendedoras que participaron en esta feria, realizando mochilas wayuu, con lo que ha podido salir adelante.

“Después de uno aprender hacer algo, puede subsistir y puede enseñar a los demás, y tiene que trabajar hasta el último día que uno pueda”, dijo la artesana.

Es importante aclarar que, en la participación de esta feria, además de mujeres emprendedoras de todas las edades, asistieron también madres cuidadoras, como acompañantes de sus hijos que presentan algún tipo de discapacidad, pero que no les ha impedido desarrollar habilidades para trabajar y apoyar económicamente a su familia.