Diario del Huila

Mujeres continúan siendo víctimas de violencia

Nov 26, 2021

Diario del Huila Inicio 5 Comunidad 5 Mujeres continúan siendo víctimas de violencia

Diario del Huila, Comunidad

Por: Hernán Guillermo Galindo M

Fotos: José Rodrigo Montalvo

Solamente en el tercer trimestre del año 2021 fueron denunciados 500 casos de violencia femenina. Análisis del flagelo en la ciudad en el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

Colombia le sigue quedando mal a las mujeres. La violencia contra ellas aumentó más de 30 por ciento en el año 2021, siendo aún más graves que 535 fueron asesinadas en lo corrido del año.

Entre enero y julio de 2021, el número de mujeres asesinadas en el país creció en un 18,1% con relación al 2020, mientras que 9.899 fueron violadas.

Así mismo, 15.239 resultaron golpeadas por su pareja, 10.392 fueron víctimas de violencia intrapersonal y 5.620 denunciaron agresiones en su propio hogar, así lo reveló un estudio presentado por la plataforma Change.org.

En el Huila se reportaron cerca de 5000 casos el año pasado y este año las cifras aunque no se han consolidado está claro que van en aumento.

En el tercer trimestre de 2021 se presentaron 500 casos de violencia en mujeres, niños, adolescentes y adultos mayores de Neiva.

Prevención y defensa

Las cifras se destacan en la conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, fecha que fue aprovechada por la Administración Municipal de Neiva para destacar los esfuerzos que viene realizando para erradicar este flagelo en un trabajo conjunto con las diferentes secretarías y entidades que están comprometidas en esta lucha.

En lo corrido del tercer trimestre del año 2021 fueron denunciados 500 casos de violencia en Neiva, una cifra que la Administración Municipal y la Secretaría de Salud de Neiva buscan reducir “por eso vienen realizando diferentes campañas de concientización a todos los niveles y recordando la activación de rutas a todas las entidades que deben actuar cuando se conoce un caso de violencia contra una mujer.

“La Secretaría de Salud, desde la Dimensión de Salud Mental y Convivencia Social trabaja en la educación de las mujeres para que conozcan cuáles son los tipos de violencia y cómo prevenirla. Y se informen de una ruta de atención a donde puedan acudir en caso de abuso o maltrato”, explicó la coordinadora del Programa, Gloria Ramírez.

Agregó que el trabajo social no se limita a las mujeres agredidas, sino que se extiende a los agresores “porque ellos también ameritan ser atendidos, sea médica, clínica o psicológicamente a atención a que muchas veces estos casos violentos ocurren por problemas de salud en los victimarios”.

La campaña de prevención contra la violencia a la mujer cobija también a niños, niñas, adolescentes y adultos mayores, que además son víctima de maltrato.

Las cifras de falta de oportunidades frente a los hombres siguen siendo altas.

“En este proceso hacemos trabajos de sensibilización. Les enseñamos las rutas de denuncia y cuidado, porque no es solo presentar la denuncia o asistir a un centro de salud, es también el seguimiento psicológico donde todas la EAPB y las IPS del municipio de Neiva deben estar comprometidas”, explicó María del Mar Salas, referente de Violencia de Género de la Secretaría de Salud de Neiva.

Por su parte la presidente del Consejo Comunitario de Mujeres de Neiva, María Esther Ardila Osorio, resaltó el trabajo conjunto que se viene realizando con la Administración Municipal.

“Somos las pioneras en la defensa de los derechos fundamentales de las mujeres, hacemos acompañamiento y somos garantes de las políticas públicas y de las rutas de atención para erradicar todo tipo de violencia contra la mujer”, explicó.

Agregó que de la mano de la Administración Municipal ayudan a otras mujeres para que no sean violentadas. “Tenemos líneas de atención que han sido muy efectivas desde donde les ayudamos”, precisó Ardila Osorio.

Mientras, la Gestora Social del Municipio, Luz Marina Trujillo, junto con grupos culturales, por medio de puestas en escena, enviaron mensajes sobre la prevención de de la no violencia contra la mujer.

Contexto

La realidad es que los principales victimarios de las colombianas y neivanas son sus parejas, sus familiares, sus amigos o sus personas más cercanas, señala Virginia Gómez, defensora de familia.

“Para ellas, el hogar sigue siendo una amenaza latente. Los últimos datos de Medicina Legal lo demuestran. Lo más grave, en medio de la abrumadora impunidad.”, aseguró a Diario del Huila.

Aunque se ha avanzado en la caracterización y la puesta de una ruta de atención y prevención en muchos casos la denuncia se convierte en revictimización de la mujer víctima de violencia, dice Clara Perdomo, psicóloga de familia.

La mujer debe ingeniárselas para ser cabeza de familia.

Para la docente Clara Vanegas, la pandemia aumentó la violencia de género en Neiva, ciudad con altas tasas de desempleo.

“La violencia no es solo física. La tasa de desempleo de las mujeres está elevada, mientras que la de los hombres llega a un porcentaje menor. La recuperación económica ha sido desigual: la mayoría de los empleos que se retomaron son ejercidos por hombres. Eso no se puede perder de vista”, señaló.

Tenemos que seguir luchando contra la violencia en todas sus formas. Necesitamos planes que vayan más allá de los discursos típicos. Las cifras están sobre la mesa. Les seguimos fallando a las mujeres, comentó la abogada Ligia Tamayo, de Profamilia.

Y advierte que no es que no haya políticas sociales de defensa y prevención del género. “Cuanto más se avanza en las políticas destinadas a combatirla, más afloran las violencias ocultas. Se hace entonces evidente lo mucho que se ha avanzado, pero también lo mucho que todavía queda por hacer”, afirmó.

La denuncia de los casos es una de las dificultades para las mujeres.

Hay que poner otro gran foco en la educación afectivo-sexual de los jóvenes para evitar la reproducción de los patrones de brutalidad machista. Una de cada cuatro chicas de entre 16 y 17 años ha sufrido agresiones físicas o psicológicas, señaló la sicóloga Graciela Torres, que conoce del tema por su labor en un colegio público de la ciudad.

A manera de reflexión en día Internacional de la no violencia contra las mujeres, se debe tener en cuenta que la violencia contra mujeres y niñas es una violación grave de los derechos humanos.

Su impacto puede ser inmediato como de largo alcance, e incluye múltiples consecuencias físicas, sexuales, psicológicas, e incluso mortales, para mujeres y niñas.

Esta situación afecta negativamente el bienestar de las mujeres e impide su plena participación en la sociedad. Además de tener consecuencias negativas para las mujeres, la violencia también impacta su familia, comunidad y el país.

Hay que sumarle los altos costos asociados, que comprenden desde un aumento en gastos de atención de salud y servicios jurídicos a pérdidas de productividad, que impactan en presupuestos públicos nacionales y representan un obstáculo al desarrollo.

Las mujeres se hacen visibles en su día Internacional de la no violencia.

Autor: WebMasterDH

Contenido relacionado

Suscripción Digital

DH ADS

Radio DH

Tal vez te gustaría leer esto