Diario del Huila

Panaderos del Huila están “contra los hornos” y a punto de quemarse

Ago 2, 2022

Diario del Huila Inicio 5 Primer plano 5 Panaderos del Huila están “contra los hornos” y a punto de quemarse

La mayoría de los sectores productivos han venido sufriendo golpes en su economía por cuenta de los altos costos en los insumos. Este es el caso de los panaderos y tenderos quienes basan su economía en la producción y comercialización del pan y productos de pastelería; donde la materia prima ha aumentado su costo en un 150% y 200%. “A este ritmo le vamos a decir adiós al pan de 500 pesos también”, afirmó Diego Rodríguez, presidente de la Asociación de Panaderos del Huila ASOPANH.

DIARIO DEL HUILA, PRIMER PLANO

Por: Daniela Gutiérrez

Fotos: José Rodrigo Montalvo

Los altos costos de los insumos para producir las materias primas de muchos sectores económicos es la principal causa de afectación que hoy por hoy ponen en “jaque” a los productores y comercializadores de pan en el departamento del Huila. El gremio se queja estar viviendo una de las peores crisis económicas de los últimos tiempos. Hacia mediados del año pasado empezó su calvario.

La guerra entre Rusia y Ucrania ha dejado afectaciones a nivel de la agricultura, de la ganadería y, por supuesto, ahora en el sector panadero al ser Ucrania uno de los principales productores de trigo; base para muchos productos de panadería y pastelería.

Si bien es cierto la crisis empezó desde hace dos años con la llagada de la pandemia por causa del Covid-19 y el pique que tuvo la economía a nivel mundial, hoy las causas son distintas, pero las consecuencias las mismas; altas pérdidas en los sectores económicos que terminan por encrudecer la situación.

Para nadie es un secreto que son miles las familias que viven del negocio del pan y que hace 10 o 5 años era uno de los negocios más rentables en la economía local y nacional, puesto que el pan y los productos de pastelería son de gran acogida en el comercio. Hoy por hoy, de acuerdo con el presidente de la Asociación de Panaderos del Huila ASOPANH, Diego Rodríguez, “muchos han tenido que cerrar y otros trabajar casi a pérdidas esperando que la situación mejore”.

“Nosotros hemos tratado de no llevar la situación al extremo porque esto lo estamos sufriendo todos, no sólo nosotros. Sin embargo, si se han dado cuenta, muchos de los panes que antes estaban en el mercado hoy ya no se encuentran, porque no son viables al momento de comercializarlos”, sostuvo.

Muchas panaderías trabajan a pérdidas y sostienen sus negocios con otro tipo de producto esperando que la situación mejore.

“El pan más barato debería ser de $600”

El pan más económico que debería estar en el mercado, según lo dicho por Rodríguez, es un pan de $600 pesos con un tamaño no mayor al que se compraba a $300 pesos, “si entramos a ser justos respecto con el costo de los insumos”, aclaró.

Luz Mery Pareja Quiroz es la propietaria de la panadería “La exquisita” del barrio el Jardín al oriente de la ciudad de Neiva, quien aseguró que semanalmente los insumos para la panadería suben tanto en un porcentaje desde algún tiempo, que hoy debe trabajar sobre menos rentabilidad con el fin de no desmejorar el producto y tratar de sostener los precios en el mercado.

“En muy difícil porque digamos usted un bulto de harina que lo conseguía en $95.000 pesos, ahora ya cuesta $176.000 pesos; y todas las semanas sube al menos unos $50 o $100 pesos. Lo mismo pasa con la mantequilla y el azúcar que antes se conseguía el bulto en $90.000, ahora viene en $200.000 pesos y fuera de eso está escaso”, afirmó Pareja Quiroz.

LE PUEDE INTERESAR: https://diariodelhuila.com/investigan-homicidio-en-el-oriente-de-neiva/

Producción

Para hacer una arroba y media de pan de sal, los elementos más esenciales son; 37 libras de harina, 12 libras mantequilla, una cubeta de huevos, 3.000gramos azúcar, una libra de levadura y 370 gramos sal.

En temas de costos sería más o menos $155.000 pesos lo que se debe invertir para hacer 6 panes de $3.000 pesos, 8 panes de $2.000 pesos, 18 panes de $500 pesos, 12 de $1.000 pesos y 24 de pan rollo que se venden para este caso 4 en $3.000 pesos.

Sólo en este ejercicio se puede ver que la ganancia por venta que produce esta cantidad de pan oscila entre los $73.000 y $75.000 pesos, lo que evidencia la pérdida que se tiene frente a los costos de producción.

Es allí donde cobra validez lo planteado por Diego, presidente de ASOPANH en donde explicó que el tamaño y precio del pan debe irse adecuando al costo de producción del mismo.

“Hoy día la panadería no es rentable. Nosotros estamos sacrificando rentabilidad con tal de sostenernos, porque ya no se trata solo de ganar, sino de permanecer, esperando que vengan mejores tiempos. Ahora lo que tenemos que mirar también es la legalidad del negocio que ahí si algunos fallan”, indicó Diego.

“Los incrementos han sido importantes y hasta desmesurados diría yo, para mayoristas tenemos un incremento en los costos de la haría en un 35% en el bulto, en azúcar de un 35%, las margarinas un 30% y los aceites cerca del 40%, es algo que en la historia como comerciantes nunca habíamos vivido”, confirmó Ramiro Lara, mayor distribuidor mayorista en Surabastos S.A.S.

El sector panadero del Huila se ha declarado en crisis por altos costos en los insumos.

Legalidad

Como cualquier empresa, las panaderías tienen obligaciones tributarias y con el empleador que deben entrar dentro del margen de ganancias que deja el local y con lo cual se pueda responder frente a lo que se invierta.

“A veces la competencia también es complicada porque encima de que los insumos son costosos no falta el que hace su pan de $300 pesos, pero resulta que le saca ganancias porque no cumple en muchas ocasiones con todo lo ley yo tengo que hacer ese mismo pan, pero más costoso porque a mi me vale la nómina de los empleados, la dotación, los impuestos y todas las arandelas que le han puesto a los empresarios”, comparó el presidente de ASOPANH.

Eso hace que se sacrifique la rentabilidad del negocio pues, de acuerdo con datos Rodríguez, la panadería está dejando ganancias de alrededor del 8% “creo que somos de los sectores más afectados por esta situación”, añadió.

De tiempo atrás

Es de recordar que esta misma situación se vivió hace cerca de un año cuando llegó el paro Nacional en el marco de las marchas en rechazo a la reforma tributaria en todo el país. Esta situación hizo que el trasporte de los insumos fuera complicado y se generara un desabastecimiento en el sector que terminó con el cierre de muchos locales comerciales que no soportaron dos golpes tan duros tan seguidos; la pandemia y el paro nacional.

Desde aquel momento el sector panadero se declaró en crisis, la Asociación Nacional de Fabricantes de Pan (ADEPAN) todos los días se reportan cierres de panaderías en distintos sectores de la región y en el país.

Lo difícil de la situación es que esta parece no estar mejorando con el paso el tiempo pues, teniendo en cuenta el último reporte del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), correspondiente a la semana del 16 al 22 de julio, se detalla una tendencia al alza en el valor de la harina de trigo. Es así que la preocupación de que el pan supere el techo actual de los $500 pesos, está latente.

¿Los colombianos tendrán que pensar en cambiar el pan por la arepa?

¿Adiós al pan de bono?

¿Ha notado que ya no se consigue pan de bono, almojábanas y pan de yuca con facilidad o de encontrarlo el precio está por las nubes? Este ha sido otro de los productos al igual que el buñuelo que ha sufrido cambios bruscos en su fabricación debido a la escases de insumos necesarios para producirlo.

“El almidón es prácticamente imposible de conseguir o de comprar. Los proveedores dicen que está muy costoso y que no lo están suministrando” aseguró Luz Mery Pareja Quiroz, propietaria de la panadería “la exquisita”.

Una libra de almidón hace cerca de año y medio costaba alrededor de $2.000 pesos, hoy de conseguirse es en un precio cercano a los $5.500 pesos y el queso, si se habla por libras, pasó de estar en $6.000 pesos a costar cerca de $10.000 pesos.

Este tipo de costos son los que dicen el sector panadero ser “insostenible”, puesto que “hoy un buñuelo que usted conseguía en $400 pesos, se lo venden en $1.000 pesos como mínimo, porque no hay opción de venderlo más económico, y la gente se molesta muchas veces y se siente que uno lo está robando y con toda la razón, pero en realidad son las circunstancias las que han hecho que los precios al público estén así”, concluyó el líder de ASOPANH.

Autor: Daniela Gutiérrez

Contenido relacionado

Suscripción Digital

DH ADS

Radio DH

Tal vez te gustaría leer esto

Abrir chat
1
Necesitas ayuda?
Hola, bienvenido(a) al Diario del Huila 👋
¿En que podemos ayudarte?