Teniendo en cuenta que en columnas anteriores hablamos de la posibilidad de que en Colombia al igual que en otros 20 países haya una hambruna en los próximos 4 a 5 años, me puse a revisar el tema del desperdicio que se ve en restaurantes, hoteles, plazas de mercado de enormes cantidades de alimentos, y encuentro que no es una problemática solo en Neiva y Colombia, sino algo de proporciones globales.

En tal sentido, la FAO ha declarado el 29 de septiembre como el día internacional de la concientización sobre el desperdicio y la perdida de alimentos. Se realizan foros, conversatorios y hasta ha creado una comunidad de practica (CDP) en reducción de perdida de alimentos; todo con el ánimo de crear conciencia sobre esta importante problemática, que no solamente radica en el desperdicio propiamente dicho, sino también para la Fao, en la enorme cantidad de energía, agua, abonos y mano de obra que se asocia al alimento producido y que se desperdicia o se pierde.

De acuerdo con «Índice de desperdicios de alimentos 2021» las cifras son increíbles, en el año 2019, hubo 931 millones de toneladas de alimentos desperdiciados. Es decir que el 17% de la producción total de alimentos en el mundo fue a parar a la basura. Para hacer más grafico el tema, es de acuerdo con los estudios, es colocar 23 millones de camiones de 40 toneladas completamente cargados de alimentos en fila, los cuales darían siete vueltas a la Tierra. De estas cifras, la mayor parte equivalente a un 61%, proviene de los hogares. Es decir, de las casas de cada uno de nosotros; un 26% pertenece al rubro de servicio de alimentos, por ejemplo, de restaurantes, hoteles o establecimientos educacionales. Y, finalmente, un 13% proviene del comercio, como supermercados o pequeños almacenes.

De acuerdo con los estudios realizados en términos de desperdicio y perdida de alimentos, no hay mayor diferencia entre países pobres y ricos, todos desperdician igual, sin embargo, mientras en Holanda o Bélgica el desperdicio per cápita es de 50 kg de alimento año, en países como Ruanda y Nigeria supera los 160 kg de alimento perdido per cápita al año, en Estados Unidos es de 59 kg per cápita al año. Para el caso de Colombia, uno de los 4 países de Latinoamérica que ha presentado cifras, la perdida es de 70 kg de alimento perdido per cápita al año, es decir aproximadamente 35 millones de toneladas de alimento desperdiciado o perdido al año. El problema es realmente grave si tenemos en cuenta la gran cantidad de población que hoy en Colombia se alimenta una sola vez en el día, o los índices de pobreza.

Sobre eso ¿Qué están haciendo nuestros legisladores?, nada, solamente están permitiendo el despilfarro de los dineros públicos, la corrupción y tratando de conseguir la mayor cantidad de recursos para la compra de votos que se avecina, ahh, o legislando para darle dos días de permiso a las personas que se les muera la mascota, o, pero aun, decidiendo si el futbol puede o no ser declarado patrimonio inmaterial, en fin, que falta de seriedad, ¿pero me pregunto de los legisladores? ¿O de quienes los elegimos?