Los habitantes del asentamiento Primero de Enero en Acevedo, preocupados ante la presencia de la Fuerza Pública.