Diario del Huila

Rivera para todos

Feb 24, 2021 | 0 Comentarios

Diario del Huila Inicio 5 Opinión 5 Rivera para todos

Por: Ana Patricia Collazos Quiñones

Tinta Fresca

Hace algunos años, escuchaba con mucha frecuencia, en la voz de un muy reconocido narrador oral del Huila, la historia de los cangrejos que estaban en dos ollas diferentes. Mientras en una olla, hábilmente subían uno tras otro, apoyándose para lograr la fuga, en la otra olla, cada vez que uno lograba alcanzar un poco de altura, los demás lo agarraban con sus tenazas para que desistiera de su esfuerzo.

Esta historia finalizaba señalando que en nuestra tierra opita era un actuar muy común y que mostraba a la envidia como detonante de esta costumbre. La envidia es ese sentimiento que muestra lo más bajo del ego y que puede tener muchos motivos para estar presente en el actuar de los seres humanos. La baja autoestima o el sentirse menos reconocidos que los demás, puede ser un motivo. En contraparte, también lo puede ser el sentirse más que los otros o que lo que uno hace está por encima de lo que hacen las demás personas.

Cuando estamos hablando de la educación, del arte, de la cultura, de esos referentes fundamentales para hacer trascendente el desarrollo de la sociedad no podemos dar cabida a sentimientos que nos hagan parecer a esos cangrejos de la segunda olla. Por el contrario, el unir esfuerzos, mostrar capacidad de trabajo en equipo y la empatía son más que una necesidad.

Hoy más que nunca debemos cerrar el paso a las actitudes que van en contra del otro o que ponen en duda los esfuerzos ajenos. Es aquí donde debemos poner límite a esa malabarista del ego que fungiendo como individualidad o rebeldía nos ha enfrentado en la escena cultural. Muestra de esta nueva y empática actitud, ha sido la celebración del natalicio de José Eustasio Rivera, que ha llegado a los 133 años y que ha recibido de parte del vecino municipio, que lleva su mismo nombre, una gran programación para festejarle.

Más allá de dónde nació, siendo conocido que según la partida de bautizo fue en Neiva, lo que realmente importa es que Rivera es nuestro. Es un huilense universal del cual todos debemos sentirnos orgullosos. Es un hombre que no limitó su obra a un terruño específico, porque para él, esta Tierra de Promisión, es toda esta Colombia profunda donde el paisaje es prometedor y la realidad injusta. Celebro a todas las entidades locales y nacionales que están haciendo actividades para hablar y conocer a Rivera y que estimulan la apropiación social de ese patrimonio intangible que son su memoria y su obra, tan universales como él. Espero también que la Cátedra de Rivera, instaurada desde 1988, año del centenario de su nacimiento, vuelva a la agenda de nuestras instituciones educativas y que retome ese compromiso con su legado.

Autor: DHWeb

Contenido relacionado

Suscripción Digital

Península Bosque Residencial

Península

Nuevo apartamento modelo, visítenos en la Calle 8 # 50- 61 Neiva

Tal vez te gustaría leer esto

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.