Diario del Huila

Seguimos contaminando

Feb 19, 2022

Diario del Huila Inicio 5 Opinión 5 Seguimos contaminando

Hoy se puede observar que el mundo habla continuamente de contaminación ambiental, de la disminución del caudal de las aguas, del deterioro de la capa de ozono, de los efectos de la exploración de hidrocarburos y minas, entre otros.  Y claro, pues todos, conscientes o no, todos desde los diferentes ángulos aportamos algo a la destrucción paulatina del planeta.

Colombia no se queda atrás, pues el nivel de contaminación ha ido aumentando de manera tal que en vista de esta problemática se han formulado leyes para la gestión ambiental; y para ser más específico, en nuestra ciudad de Neiva se empieza a ver una variedad de contaminaciones, que no hay que envidiarle a ninguna otra ciudad.

La creciente expulsión de humo por parte de los vehículos, los lugares donde se depositan sendos arrumes de basuras, el poco sentido de pertenencia con el río Magdalena, el desperdicio indiscriminado de agua potable para el lavado de carros, y la continua tala de árboles con diferentes propósitos, son algunos claros ejemplos.

Y, por supuesto, que todo esto está íntimamente ligado al calentamiento global y al desastre ecológico.  Es por eso que para muchos ecologistas el principal daño al medio ambiente es debido al calentamiento global, y aunque todavía no se sabe con exactitud qué porcentaje de ese fenómeno se debe a las emisiones de contaminantes en los países industrializados, y cuánto a un proceso natural que se presenta periódicamente en la tierra, culpan de ese calentamiento a los países más desarrollados.

Algunos expertos en estos temas, culpan al sistema capitalista del deterioro al medio ambiente.  Según ellos, esto es falso, la caída del Muro de Berlín dejó claro, al comparar las economías de las dos Alemanias, que la que vivió con un sistema socialista o centralmente planificado, emitía mucha más contaminación por habitante que la Alemania capitalista.  La falta de desarrollo, el atraso tecnológico y la ausencia de innovaciones, que dejó ver la caída del Muro de Berlín hace 30 años, muestra que los capitalismos monopólicos de estado generan más contaminación que los sistemas de mercado.

No obstante, si se mira otro tipo de contaminaciones, como la basura y el agua sucia, vemos que en los países emergentes, como Colombia, con grandes dosis de estatismo, importantes sectores de la población beben agua contaminada y literalmente viven junto a sus excrementos.

¿Cómo es posible que en el Huila se permita, todavía, la circulación de vehículos que arrojan humo?  ¿Qué hacen las autoridades?  ¿Qué hace el gobierno? ¿Qué hace la comunidad? ¿Qué propone la academia?

Autor: WebMasterDH

Contenido relacionado

Suscripción Digital

DH ADS

Radio DH

Tal vez te gustaría leer esto