sábado, 16 de diciembre de 2017
Opinión/ Creado el: 2017-10-12 08:36

Sueño cumplido

Escrito por: Editorial | octubre 12 de 2017

Por sexta vez estaremos en un mundial de futbol, por el empate 1 - 1 logrado por la Selección Colombiana, con el onceno del Perú, luego de 90 minutos de juego vistoso y planificado, demostrando una frenética lucha y una entrega total de los talentos que posee la tricolor, por llegar a este anhelo que fue acompañado por todos los colombianos, frente a sus televisores. La ciudad de Lima fue testigo de la clasificación de Colombia al primer mundial en su historia, que se llevó a cabo en Chile 1962. La fortuna llegó 56 años después, cuando la tricolor volvió a clasificar a una nueva Copa Mundo, tras empatar con la selección Inca, en el estadio nacional, llegando a 27 puntos, que le representó la cuarta posición, que le da el cupo directo al próximo mundial. Aunque el desempeño del combinado fue irregular durante el desarrollo de las eliminatorias bajo la dirección del argentino Néstor Pékerman, la hinchada colombiana, nunca bajó la guardia para respaldar a su equipo del alma, en los momentos críticos. Igualmente, a pesar del resultado negativo que tuvimos con la selección del Paraguay, que transitoriamente no nos aseguraba el sueño mundialista, el apoyo unánime del pueblo colombiano no se hizo esperar. Con el lema “Si se puede”, la hinchada nunca abandonó a su selección. Nos queda ahora el reto, sobre la preparación que deben tener todos los jugadores que sean escogidos para representarnos dentro de 9 nueves, en la Copa Mundo que se va llevar a cabo en la tierra rusa, donde participarán las mejores representaciones de las 32 naciones que estarán participando por ser el mejor, en esta contienda del deporte de masas.

Hay que destacar el comportamiento de los huilenses, que celebraron en los diferentes sitios públicos acondicionados para tal fin y con sendas caravanas de vehículos y motos, salieron a las calles a celebrar hasta altas horas de la noche. Estas jornadas deportivas, han servido de aliento para la dinamización transitoria de algunas actividades comerciales, que se encuentran actualmente de capa caída, producto de la profunda crisis socioeconómica en que se encuentra sumida la sociedad colombiana, producto de la recesión económica que está atravesando la economía de este país. Paralelo a lo anterior, debemos convocar a las autoridades locales y del departamento, para que busquemos las sinergias positivas para terminar las obras de remodelación del estadio Guillermo Plazas Alcid, que se encuentran suspendidas desde el año anterior, por el colapso de alguna parte de su infraestructura, ocasionando muertes y heridos y que tiene en serios aprietos al ex alcalde Pedro Hernán Suarez, exfuncionarios, contratistas y algunos servidores públicos de la actual administración de Neiva. Los neivanos merecemos tener un estadio digno, que nos permita asistir a estos eventos, que son un soporte dinamizador de la economía local.

Comentarios