Un niño de escasos seis años de edad murió en la tarde de este lunes en la comuna 9 de Neiva, tras ser embestido por un camión que distribuye bebidas gaseosas. Andrés Julián Ocampo al parecer fue invisible para el conductor del vehículo, quien terminó arrollándolo.

Este trágico hecho se presentó al finalizar el día de este lunes en el barrio Luis Carlos Galán, en el norte de Neiva. Julián Andrés Ocampo Perdomo de seis años de edad salió de su casa para ir a realizar un mandado a la tienda ubicada en la calle 77 con carrera cuarta esquina. En el momento en que se disponía a ingresar de nuevo a su vivienda, aparece un camión de distribución de gaseosas afiliado a la empresa Postobón.

Según testigos que se percataron del accidente, el conductor del vehículo identificado como Jaime Aldo Galaviz, al parecer no se percató de que el menor estaba cruzando la calle, por lo que finalmente termina embistiéndolo.

Andrés Julián fue trasladado hasta la ESE Carmen Emilia Ospina del barrio Las Granjas, a donde llegó con múltiples fracturas en todo su cuerpo, debido al que el camión lo impactó de frente. Al menor quien cursaba grado 1º en la Institución Educativa Eduardo Santos, se le realizó un RCP con el propósito de poder estabilizarlo, pero finalmente los galenos no pudieron salvarle la vida.

Las autoridades determinarán el proceso judicial que pueda afrontar el hombre.