Así lo advierten las declaraciones entregadas por el director de la entidad, Luis Lota, quien explicó cómo a partir del próximo sábado 23 de enero entrarán a regir tres nuevos puntos que serán tenidos en cuenta por los agentes de tránsito para el control de las personas que circulen con motocicletas tanto en carretera como dentro del casco urbano.

El primer punto mencionado por el funcionario, que es una precaución que suele ser ignorada por gran parte de los conductores, es el buen uso del casco, especificando que la cabeza del motociclista debe estar embebida, con seguros abrochados y protegida por completo, haciendo alusión a conductores que no se aseguran de portar bien el elemento de protección.

Otro punto similar que fue mencionado por Luis Lota fue que cualquier tipo de elemento abatible con el que cuente el casco debe estar asegurado perfectamente, contando con un sistema de retención colocado por debajo de la mandíbula y contando con sus correas y broches en perfecto estado.

Finalmente, el funcionario de la ANSV mencionó que de ahora en adelante quedará prohibido que los motociclistas lleven celulares dentro de sus cascos, una práctica que viene siendo denunciada desde hace tiempo y que, según expertos,genera grandes riesgos tanto para los conductores como para los peatones.

“Se pueden hacer llamadas a través de manoslibres o elementos de intercomunicación con los cascos, pero no se puede volver a llevar el celular dentro del casco”, comentó el funcionario.