La tutela beneficiaría a cerca de 300 colombianos que no han podido cruzar la frontera entre ambos países.

El Juzgado 58 Administrativo del Circuito Judicial de Bogotá admitió una tutela presentada por un grupo de colombianos que se quedaron varados en Brasil desde el 29 de enero cuando se cerraron las fronteras con ese país, para evitar el contagio de la variante del Covid-19 presente en el gigante sudamericano.

La acción, le ordena al Ministerio de Relaciones Exteriores que informe en un término de dos días qué medidas ha tomado la embajada o consulado de Colombia en Sao Paulo, la Cancillería, la Aeronáutica Civil y la Presidencia de la República, para proteger los derechos fundamentales de los connacionales que no han logrado una repatriación.

Esto a propósito de la denuncia realizada por Caracol Radio hace un mes, de un grupo de 33 colombianos a los que una aerolínea les negó la salida de ese país.

Uno de esos colombianos fue Juan Pablo Ossa que desde el 28 de enero permanece en Brasil y quien se encargó de redactar ese documento que hoy se convierte en una esperanza para decenas de connacionales.

“Hemos podido encontrar varios colombianos en la misma situación, por lo menos 20 personas pidieron el documento; pero en un grupo de Facebook creado por la misma causa hay alrededor de 300 compatriotas”, aseguró.

Ossa, señaló que la situación es dramática para muchos colombianos que se quedaron sin recursos e insistió que no han recibido ayuda del consulado.

“El papel de los entes nacionales ha sido nulo, abrieron una encuesta para registrarse y hacer sus denuncias. Pero no han dicho nada más. Aseguran que el vuelo humanitario depende del Gobierno Nacional y cuando se les pregunta por ayudas para las personas que lo necesitan acá, nos dicen que no tienen recursos.”

“Hay personas que se les venció el plazo para estar en Brasil, y al acercarse a los agentes federales para renovarlo les es imposible pues no tienen la constancia de un vuelo de regreso. El Consulado tampoco ha hecho un esfuerzo por representar a estos colombianos frente a las autoridades brasileñas para que no queden en la ilegalidad.”

La sentencia está prevista que se comunique para el miércoles 24 de marzo.