Dairo Antonio Úsuga, conocido con el alias de ‘Otoniel’ y quien en la actualidad es el máximo jefe del denominado Clan del Golfo, se encuentra afectado por un fuerte caso de diabetes, que, según el equipo de investigación de la Policía Nacional, lo tiene con serios problemas de salud.

Así lo confirmó a RCN Radio el director del Departamento de Investigación Judicial y de Interpol Dijín, general Fernando Murillo, encargado de comandar uno de los principales grupos destinados por el Gobierno Nacional para desarticular esa estructura criminal y capturar a sus cabecillas.

“Con la operación Agamenón hemos estado siguiendo el rastro de este delincuente, y se han dado capturas de personas muy cercanas a este sujeto, un reconocido narcotraficante y de los más violentos del país”, dijo el general, quien se desde su llegada a esa dirección aseguró que tomaría el mando de esa operación.

El uniformado destacó que gran parte del trabajo investigativo que se adelanta contra alias ‘Otoniel’ se dio en zona del Nudo de Paramillo, donde tras las capturas que se realizaron en los últimos meses del año anterior, se pudo conocer sobre su estado de salud.

“Este delincuente no habría salido de Colombia y por los trabajos de seguimiento sabemos que su zona de injerencia sigue siendo el nudo de Paramillo” dijo el General.

Sumado a ello, RCN Radio conoció que, a pesar de estar enfermo, el máximo jefe del Clan del Golfo se mueve en zona rural de los municipios de Mutatá, Ituango, Carepa y Chigorodó del departamento de Antioquia y sus límites con Córdoba, sobre todo en la región de Monte Líbano.

Aunque se confirmó el mal estado de salud de Úsuga, el general Fernando Murillo fue claro en asegurar que este sujeto sigue su vida delictiva y que es un verdadero peligro para las regiones del país. En ese sentido, hay que recordar que tanto alias ‘Otoniel’ como su estructura criminal, están relacionados con algunas de las masacres y asesinatos de líderes sociales y los desplazamientos de campesinos que se han registrado en varias partes del país.

Las investigaciones también se adelantan contra la gente de confianza y el grupo de delincuentes que conforman su entorno de confianza, entre ellos alias Marihuano, Chiquito Malo y Gonzalito.

“Estos sujetos también son parte clave en esa estructura criminal y estamos siguiéndoles el rastro porque sabemos que son muy cercanos a Otoniel”, dijo el general.

“Tenemos todas las especialidades requeridas para esta lucha contra el narcotráfico y contra el GAO del Clan del Golfo, porque sabemos el gran problema que estos bandidos son para las regiones del país y todo el daño que hacen por mantener el negocio del narcotráfico, los asesinatos, las extorsiones y otros tantos delitos”, explicó el Comandante de Agamenón.

Tras su llegada a este cargo, el nuevo comandante de la Dijin junto a la Dirección de la Policía Nacional, asestó golpes importantes en la lucha contra el Clan del Golfo, entre ellos la captura de alias Messi, que se dio junto a la aprehensión de 197 personas más, en operativos que se registraron en 17 regiones del país.  

Alias Otoniel es uno de los más buscados no solo por la justicia colombiana, sino que países como Estados Unidos ofrecen una recompensa de hasta cinco millones de dólares por quien entregue información que permita su captura.