Diario del Huila

Asedio a la Corte Suprema

Feb 10, 2024

Diario del Huila Inicio 5 Editoriales 5 Asedio a la Corte Suprema
Advertisement

La convocatoria que hizo el gobierno nacional para que los sindicatos, Fecode y demás organizaciones sociales para que salieran a protestar frente a las instalaciones de la Corte Suprema de Justicia, para exigirle la elección del fiscal general de la Nación, se le convirtió en una papa caliente al primer mandatario de los colombianos, por el efecto adverso que ocasionó, porque se desbordó la anarquía y el caos en las vías aledañas a estas instalaciones de las Altas Cortes. Las protestas terminaron en disturbios, lo cual incrementó la tensión entre los poderes públicos. Las candidatas que presentó en la terna no sobrepasaron la votación requerida para su designación, lo cual exacerbó los ánimos de los manifestantes. La opinión pública se pregunta ¿si la presión absurda de este millar de manifestantes anarquistas de la primera línea era suficiente para doblegar la voluntad de los magistrados para lograr su objetivo? La respuesta es no. Realmente lo que se puede presentar es una eventual incertidumbre para que el Alto Tribunal elija en el corto plazo al funcionario que debe reemplazar a Francisco Barbosa.

Desafortunadamente los mensajes inamistosos del presidente Petro, están generando una ruptura y un irrespeto a las instituciones del país. Los comentarios en su cuenta X, está provocando y profundizando la polarización política en lugar de buscar consensos que conduzcan a consolidar las instituciones democráticas del país. La opinión pública coincide que ante los hechos de los últimos días, es necesario reiterar que el camino para el país no puede ser otro que el del respeto por las vías institucionales y la búsqueda de lo que nos une en medio de las diferencias. Preocupan los puntos de vista expresados, incluido el del ejecutivo, que sugieren desconocer decisiones de los entes de control e invitan a salir a las calles para presionar procesos de toma de decisiones que tienen unos pasos y unos tiempos debidamente regulados por la Ley. Es algo inaceptable que estos mensajes procedan del Palacio de Nariño.

Con este actuar del ejecutivo, puede generar un ambiente adverso para que sean aprobadas por el Congreso de la República, las reformas sociales presentadas para su consideración. Cada vez se enrarece el ambiente político en el país. El palo no está para hacer cucharas.  Así no se puede gobernar al país. Actualmente estamos viviendo momentos delicados para para encontrar una armonía y una paz que tanto anhela la sociedad colombiana. No se puede desbordar. Por el bien del país, la ponderación y la sensatez deben imperar. Todos los actores involucrados deben imprimirles prudencia a sus declaraciones públicas. Todos, empezando por el jefe del Estado, deben reencauzar sus pronunciamientos en defensa de los caminos constitucionales previstos para resolver las tempestades de la historia. Es la hora de reivindicar lo que nos sostiene como democracia.

Advertisement

Tal vez te gustaría leer esto

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, bienvenido(a) al Diario del Huila
¿En qué podemos ayudarte?