DIARIO DEL HUILA, SALUD

Según el Ministerio de Salud, el país se está recuperando, muy lentamente, del segundo pico que se desencadenó en buena parte del territorio nacional durante la segunda y tercera semana de enero de 2021. El hecho lo demostrarían tanto la reducción en el número de contagios, que de 20.000 volvieron a 15.000, y la demanda diaria de camas en Unidades de Cuidados Intensivos, UCI.

“En general, el país ha venido bajando progresivamente en la afectación. Hoy en día tenemos una disponibilidad del 26 por ciento en cuidado intensivo al nivel nacional”, manifestó el ministro de Salud y Protección Social, Fernando Ruiz, en el último reporte que entregó.

Ciudades como Bogotá y Antioquia, mostraron mejorías en tema de contagios.

Durante el mismo, compartió gráficas que detallan más datos sobre la situación actual de Colombia y algunas de sus principales regiones en términos de Unidades de Cuidados Intensivos, esto, a corte del 24 de enero, como el hecho de que la ocupación a inicios de año rondaba ligeramente por encima del 30 por ciento, o que la actual tasa de mortalidad en el país es de 101,99.

Balance en diferentes ciudades

Sobre Bogotá, Ruiz comentó que “aun cuando tenemos una disponibilidad del 7 por ciento, ya se ve cómo efectivamente se ha venido estabilizando, con una tendencia a la baja importante, la demanda diaria de camas de cuidado intensivo”. De acuerdo con las estadísticas, el pasado domingo la ciudad vio 122 nuevas solicitudes de camas UCI, lo cual representa una baja importante frente a las 147 del sábado y 153 del viernes.

De acuerdo con el jefe de la cartera de Salud, dicho indicador es más preciso a la hora de determinar el estado actual de las cosas, “ya que los fallecimientos desafortunadamente se nos dan días después y son consecuencia de las personas que ingresaron por lo menos un par de semanas antes del momento”. Según Ruiz, menos solicitudes de camas también indican menos positividad en la capital del país.

Por su parte, Antioquia, en los últimos días demostró una tendencia decreciente mucho más marcada que la de Bogotá, lo que le permitió al departamento mover los inicios de los toque de queda de las 10 de la noche a las 12 de la noche. “Igual que las demás ciudades, presenta picos que coinciden exactamente diez días después de las fiestas decembrinas y tiene una tendencia a la reducción”, dijo Ruiz.

Ocupación de UCI´s en el país también disminuyó según reportes del Ministerio de Salud.

De acuerdo con las cifras presentadas por el Ministerio de Salud, el departamento tiene una disponibilidad de camas UCI del 13 por ciento, lo cual es un buen desarrollo frente al 9 por ciento con el que cerró la semana pasada. En términos de solicitudes, pasó de 41, el viernes pasado, a solo nueve el domingo anterior.

Norte de Santander,  es otro de los departamentos que se encuentra “con una baja ya bastante pronunciada y establecida”, según el jefe de la cartera de salud. Para argumentarlo, demostró que el departamento fronterizo cuenta con una disponibilidad de 29,66 por ciento de sus unidades de cuidado intensivo, lo cual ha sido una constante durante la última semana. En cuanto a solicitudes de UCI, pasó de nueve el viernes, a sólo cuatro el domingo. Uno de sus mayores picos lo vio el jueves 21 de enero, cuando recibió 14.