DIARIO DEL HUILA, NEIVA

Por: Rolando Monje Gómez

El estadio de fútbol ‘Guillermo Plazas Alcid’ será terminado, afirmó ayer Carlos Felipe Córdoba, contralor General de la República durante su visita a Neiva con la inversión que se realizará en conjunto entre la Alcaldía de Neiva, Gobernación del Huila y el aporte nacional, y a los recursos que se recuperarán gracias al programa Compromiso Colombia.

Indicó que se han gestionado en el Ministerio del Deporte 10 mil millones de pesos para comenzar la obra, por lo que en los próximos días se tendrá una reunión con el director Nacional de Planeación Luis Alberto Rodríguez, que servirá para conseguir los 23 mil millones de pesos faltantes, para esta obra que requiere una inversión de 48 mil millones de pesos para ser culminada.

La visita al estadio se da dentro de la campaña que adelanta la Contraloría para encontrar ‘elefantes blancos’ y obras inconclusas. Según el ente de control, en el departamento del Huila hay por lo menos 37 construcciones abandonadas y sin terminar por un valor de 328 mil millones de pesos y donde se ha dispuesto de 109.872 millones de pesos para adelantar las diferentes obras.

Las obras del estadio debieron haber sido entregadas en diciembre de 2015, pero en este tiempo ha tenido cuatro suspensiones por ajustes de diseño, y dos prórrogas por más de un año, sin olvidar la tragedia en donde murieron cuatro obreros y otros diez resultaron heridos al colapsar una de las estructuras de la tribuna occidental.

El Contralor en su visita manifestó su sentimiento de tristeza al ver el deterioro en que se encuentran las instalaciones, graderías destruidas, escombros en los pasillos y total abandono.

“Tristeza extrema siento y creo que es lo mismo que sienten los neivanos todos los días cada vez que pasan por el lado del estadio y por eso es tan importante que podamos avanzar y terminar la obra”, expresó.

Deterioro en las instalaciones, graderías destruidas, escombros en los pasillos y total abandono, eso fue lo que encontró el Contralor en su visita al Huila.

Deterioro en las instalaciones, graderías destruidas, escombros en los pasillos y total abandono, eso fue lo que encontró el Contralor en su visita al Huila.

El valor inicial del estadio fue de 19.000 millones de pesos, para el año 2014, posteriormente tuvo una adición de $7.249 millones y de acuerdo con los reportes recientes, el proyecto muestra un avance físico del 82.41% y un avance financiero del 78.14%, según informe el ente de control.

Carlos Felipe Córdoba afirmó que los responsables del actual estado del estadio ya están respondiendo ante la justicia. “Aquí lo más importante es eso, ya los responsables están pagando porque ya están embargados, hoy tenemos imputados a dos exalcaldes de Neiva y todos esos funcionarios que tomaron decisiones imputados y embargados, así como contratistas y el equipo interventor”.

“Luego de realizar la imputación de cargos y embargos a los exalcaldes Pedro Hernán Suarez y Rodrigo Armando Lara Sánchez, se lograron recuperar cinco mil millones de pesos de las aseguradoras, por el siniestro, y otros 15.000 millones están en proceso de responsabilidad fiscal, fundamentales para la terminación del proyecto”, indicó.

Por la remodelación fallida la Contraloría, en el Auto No. 1520 proferido en el mes de diciembre de 2020 fijó finalmente un daño patrimonial por 15.086 millones de pesos.

El Contralor General de la República manifestó que para terminar esta obra se requieren 48.000 millones de pesos, de los cuales ya están asegurados desde el Ministerio del Deporte 25.000 millones, así mismo se han recuperado 5.000 millones por el siniestro con las aseguradoras.

“El estadio de Neiva, un elefante blanco que, con la intervención de la Contraloría, empieza a tomar avances en las inversiones que requiere para terminarse”, añadió.

Para el mes de junio se espera el cierre financiero y se pueda continuar adelantando las obras de construcción del este escenario deportivo de la ciudad.

La visita de Córdoba terminó en el proyecto de construcción de la primera etapa de construcción de la sede territorial de la ESAP en Neiva, que por un valor de $6.392 millones inició en 2015.

La obra, que tiene un avance físico del 30.23% y financiero del 30.17% ha sufrido cinco suspensiones por 337 días y actualmente la obra sigue suspendida debido a errores en los diseños estructurales.

En noviembre de 2020, se firmó un acta de conciliación entre la ESAP y Enterritorio, que se encuentra en estudio por el Tribunal Administrativo de Cundinamarca, para determinar la viabilidad de la construcción.

Al término de su correría por Aipe y Neiva, el Contralor General de la República logró que los contratistas se comprometieran a terminar las obras inconclusas. En Neiva, la gerente del Hospital Universitario se comprometió a que la Torre Materno Infantil estará concluida en un año.

Por su parte, el contratista del estadio de fútbol de Aipe aseguró que entregará la cancha en dos meses y en septiembre otras obras que faltan, el de la Plazoleta Lúdica y Ágora adquirió el compromiso de finalizarla en el mes de abril. Para los problemas de mantenimiento que presenta desde hace tres años el megacolegio de este municipio, se buscará que la Gobernación destine recursos para solucionar la situación y también se puso sobre ruedas la terminación del patinódromo.