Diario del Huila

“Intervención del cementerio central debería ser total”

Nov 27, 2023

Diario del Huila Inicio 5 Investigación 5 “Intervención del cementerio central debería ser total”
Advertisement

De los 15 puntos de interés señalados por la Unidad de Búsqueda de Desaparecidos en el Cementerio Central de Neiva, únicamente se tomarán medidas en dos: el Monumento 14 y el Punto 6. En relación con esto, el Obsurdh ha señalado que el proceso de intervención debería abarcar la totalidad del Campo Santo, ya que se estima que al menos 500 personas no identificadas reposan en este lugar.

Diario del Huila, Investigación

La intervención del cementerio Central de Neiva, estaba programada para el mes de septiembre. Sin embargo, todo parece indicar que será a principios del 2024 y todo por la decidía de la Administración Municipal, que deberá entregar una infraestructura donde reposarán los restos de las personas que se logren identificar en el marco del proceso de medidas cautelares en búsqueda de personas desaparecidas.

De acuerdo, a los procesos investigativos liderados  por la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) y por el Observatorio Surcolombiano de Derechos Humanos (Obsurdh), se han descubierto detalles impactantes sobre ejecuciones extrajudiciales en el Huila, que ha llevado a ponerle especial atención al Cementerio Central y su enigmático «Monumento 14», lugar donde hoy reposan más de 200 restos de personas sin identificar.  Esta revelación ha sacudido la comunidad y plantea preguntas urgentes sobre la verdad oculta detrás de los hechos ocurridos en el periodo crítico de 2005 a 2008, periodo en el que se registraron los mayores casos de ejecuciones extrajudiciales por parte del Ejército Nacional.

El Monumento 14 y el Punto 6, destacados por la Unidad de Búsqueda, serán el foco principal de la intervención forense en busca de respuestas sobre las ejecuciones extrajudiciales en el Huila.

Rastreando la verdad

El Obsurdh, comprometido con documentar la verdad y buscar justicia, ha recopilado información que ha arrojado nueva luz sobre estos trágicos eventos. Hasta el momento, el observatorio ha identificado 285 víctimas directas y reconocido 15 víctimas no identificadas, pero advierte que estas cifras podrían cambiar a medida que se desentrañe un subregistro de hechos en el departamento. La directora del Obsurdh, Andrea Jiménez, subraya la necesidad de comprender la magnitud total de lo sucedido.

La atención se centra en el Cementerio Central de Neiva y su Monumento 14, donde se empezaron a depositar los cuerpos no identificados. Aunque el monumento se erigió en 2007, la información recopilada indica víctimas de desaparición forzada desde la década de 1980. Este descubrimiento plantea la pregunta crucial: ¿dónde terminaban los cuerpos antes de la construcción del Monumento 14?

La Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas realizó una prospección no intrusiva en febrero, identificando 15 puntos de interés en el cementerio. Dos de estos puntos, el Monumento 14 y un área designada como Punto 6, fueron priorizados para una intervención parcial. Lo revelador de este proceso fue el hallazgo de al menos dos o tres cuerpos por bóveda en las 152 bóvedas del Monumento 14, lo que aumenta la incertidumbre sobre el número real de cuerpos inhumados.

“Durante el proceso de prospección no intrusiva, se descubrió que en las 152 bóvedas del Monumento 14 se encuentran, como mínimo, dos o tres cuerpos por bóveda. La revelación de la verdad completa está reservada para el día en que iniciemos la intervención de este monumento. Estas bóvedas permanecen cerradas, y debido al desorden de la información existente, determinar con precisión el número real de cuerpos inhumados no resulta una tarea sencilla”, indicó la directora del Obsurdh.

La directora del Obsurdh, Andrea Jiménez, destaca que la verdad sobre estos cuerpos solo se conocerá durante la intervención del Monumento 14. Sin embargo, la intervención del Cementerio Central se ha visto obstaculizada por la falta de voluntad de la Alcaldía de Neiva. La necesidad de disponer de osarios para los cuerpos recuperados ha demorado el proceso, generando frustración entre las familias buscadoras y organizaciones comprometidas.

Se estima que al menos 500 personas no identificadas descansan en el Cementerio Central de Neiva, una hipótesis que la Unidad de Búsqueda deberá verificar durante la intervención.
La sociedad civil y el Obsurdh exigen claramente que se reconozcan todos los cuerpos inhumados no identificados. Aquellos que no puedan ser identificados debido al tiempo transcurrido y las condiciones adversas deberían ser convertidos en un centro de memoria y dignificación para las familias buscadoras en el Cementerio Central.

Los cuerpos cuya identificación resulte imposible debido al tiempo transcurrido y a las condiciones precarias en las que han sido inhumados, especialmente aquellos sin protección ni conservación adecuadas, requieren una atención especial.

En este sentido, instamos a las autoridades pertinentes a que, desde el ámbito institucional, se transforme el Cementerio Central de Neiva en un centro de memoria y dignificación dedicado a las familias buscadoras”.

La Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas planeaba iniciar la intervención en septiembre, pero el incumplimiento de la alcaldía ha postergado los trabajos en los dos puntos prioritarios. La esperanza ahora se centra en obtener una fecha concreta para el inicio del plan de trabajo de intervención, posiblemente en enero.

Además de las revelaciones sobre el Cementerio Central, Andrea Jiménez informa que, según la investigación, el Huila ocupa el séptimo lugar en el país en número de víctimas de ejecuciones extrajudiciales, específicamente en la modalidad de falsos positivos perpetrados por el Ejército Nacional. Esta clasificación pone de manifiesto la urgente necesidad de abordar y esclarecer la verdad detrás de estos crímenes atroces en la región.

La intervención

La intervención en el Cementerio será llevada a cabo por un equipo interdisciplinario forense compuesto por antropólogos, médicos, fotógrafos, criminalistas, topógrafos e investigadores. Este proceso no solo implica aspectos forenses, sino que también busca visibilizar las acciones de búsqueda realizadas por personas buscadoras a lo largo de la historia.

La Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas destacó que la intervención va más allá de la dimensión forense, abarcando aspectos fundamentales como la memoria, la verdad, la dignificación y la generación de garantías para evitar la repetición de estos hechos. Como parte de este enfoque integral, se llevó a cabo una jornada de muestra de pruebas genéticas con la participación activa de los asistentes a este espacio.

La espera continúa, pero la esperanza se renueva para el mes de enero. La Unidad de Búsqueda y el Obsurdh confían en obtener más certeza sobre el inicio del plan de intervención y la ubicación final de los cuerpos.

Advertisement

Tal vez te gustaría leer esto

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, bienvenido(a) al Diario del Huila
¿En qué podemos ayudarte?