Diario del Huila

Locos con visión

Jul 29, 2021

Diario del Huila Inicio 5 Opinión 5 Locos con visión

El pasado fin de semana fui invitado a visitar el bello y dulce municipio de Isnos; experiencia por demás agradable, ya que, el reencuentro con amigos después de este aislamiento, así como disfrutar de las delicias paneleras, cafeteras y arqueológicas, sin iguales en el mundo, serán siempre un placer.

Sin embargo, lo que más me impresionó, fue encontrar jóvenes enfrentando con tenacidad la situación económica a base de tesón, trabajo arduo y un poco de terquedad, con propuestas interesantes de proyectos turísticos donde Río Magdalena, imponente geografía y bellos paisajes se convierten en el elemento diferenciador.

Es así como conocía el señor Fabio Pabón, un emprendedor con quien hablé y conocí su historia. “Yo era un loco, no trabajaba y cuando lo hacía me gastaba todo en rumba o viajando. Conocí casi todo Colombia y algunos lugares en el exterior. Como no tenía dinero me quedaba donde podía o comía lo poco que conseguía. Fue justo cuando nuestra abuela murió, que regrese, y al lado de mi novia, hoy mi esposa, quien siempre me ha apoyado empezamos a trabajar por nuestra propia cuenta. Primero empezamos con un pequeño restaurante, investigamos, leímos, y aprovechamos lo que la naturaleza nos dio; de allí nació la idea de MAYÚ que en quechua significa “el defensor del agua”, un indígena que defendía la naturaleza, los ríos y los animales y terminó fundiéndose con ellos, así como nosotros con nuestro emprendimiento.”

Fabio es un “Loco con visión”, pues con sus propias manos, a pulso y muy poco dinero logró empezar y mantener un gran emprendimiento. “¿Que de dónde saqué la madera?, pues ya tengo fama de reciclador, por donde voy le pido a los vecinos lo que veo que no van a usar, y con eso vengo y construyo las camas, o los cerramientos de las cabañas del Glamping.” El mirador, es una representación de lo que este loco interpreta como el indígena que se funde con la naturaleza, lo construyó con sus propias manos y las de un amigo que le apoya y acolita sus locuras. Cuando abrieron al público, el primer fin de semana recibieron 1500 visitantes, el siguiente, 2000 y para su sorpresa, llegó la pandemia. Con las cuarentenas empezaron a padecer como padeció toda Colombia y el mundo, pero siguió soñando y convirtiendo en realidad sus sueños, construyó cabañas de madera, senderos y terrazas hasta cuando se pudo volver a abrir. “Ha sido duro, un día teníamos solamente cincuenta mil pesos en el bolsillo y un montón de necesidades, mi esposa dijo, paguemos publicidad en las redes, yo la miré incrédulo, pero ni modo, le hice caso, a los dos días empezaron a llamar, fue de lejos la mejor inversión…”

Conocer este emprendimiento fue una clase de arquitectura, diseño interior, construcción, ecología y respeto por la naturaleza, todo de la mano de un hombre joven, agradable, abierto y con una calidad humana increíble que hace la diferencia. Ahora está empeñado en construir región, porque como buen emprendedor, quiere que sus vecinos también crezcan. A ellos les compra víveres, gallinas y todo lo que puedan ofrecerle, al igual que a ocupar sus cabañas, cuando los visitantes superan sus capacidades. Definitivamente, son estas personas quienes construyen región y generan desarrollo.  Un gran ejemplo de un “Loco con visión”. Bien por Fabio.

Autor: WebMaster

Contenido relacionado

Suscripción Digital

DH ADS

Tal vez te gustaría leer esto