El día de ayer las autoridades confirmaron el hallazgo del cuerpo de María Ángel Molina Tangarife, la pequeña de 4 años que estaba desaparecida desde el pasado lunes, luego de que un hombre la raptara en Aguadas, departamento de Caldas, en hechos que aún son materia de investigación.

Jhon Jairo Castaño, secretario de Gobierno de Caldas, explicó que gracias a la ayuda de un dron, el cadáver de la infante se halló a las 10:30 de la mañana en Plan de Oro, un sector rural del municipio de Aguadas, donde había sido secuestrada la niña.

“Es una noticia muy lamentable, tenemos que decir que se ha encontrado un cuerpo de las característica de la menor María Ángel en el río Arma. Los organismos de socorro lograron encontrar este cuerpo que nos genera un indicio fuerte de que es el de la niña. Aguadas está de luto”, expresó el alto funcionario.”

Información preliminar asegura que la menor de edad habría sido lanzada al río luego de que fuera secuestrada junto a su hermanita de 1 año de edad. De acuerdo con la Policía, la señora Yenny González Tangarife, tía de las niñas, habría alertado a las autoridades sobre la presencia de ropa y zapatos de la menor en el lugar donde encontraron los restos de la pequeña María Ángel.

Por el momento, la fuerza pública no ha dado mayores detalles sobre el lamentable hecho, por lo que se desconoce si la menor fue torturada o abusada sexualmente.

En contexto sobre el caso

En extraños hechos, que apenas son objeto de investigación por parte de las autoridades de Aguadas, en Caldas, dos niñas le fueron arrancadas de las manos a su madre en una región conocida como Plan del Oro, en ese municipio. La madre de las dos niñas, de 4 años y 18 meses, se encontraba con las dos menores cuando un hombre la atacó con un arma blanca y se llevó a sus dos hijas.

La mujer que quedó seriamente herida, fue auxiliada por la comunidad, quienes la llevaron al centro médico más cercano y alertaron a las autoridades de la desaparición de las dos niñas.

Horas más tarde, luego del rapto, el sospechoso fue identificado y capturado por las autoridades en Abejorral, oriente antioqueño. El hombre, según reportaron las autoridades competentes, estaba circulando por la zona mientras llevaba en sus brazos a la más pequeña de las hermanas. Al pedírsele que se identificara con algún documento para saber si era familiar de la menor que llevaba consigo, el hombre no pudo responder. La niña fue rescatada.

En el interrogatorio respecto al paradero de María Ángel, de cuatro años, la niña que no llevaba consigo pero que, había raptado de las manos de la mamá, el hombre dijo que no sabía nada de ella, que la había lanzado al Río Arma.

Por otro lado, Yenny Bibiana González Tangarife, tía paterna de las niñas, relató que tal y como lo había dicho el hombre capturado como principal victimario en el caso, la ropa y los zapatos de María Ángel fueron en el sector Plan del Oro, en donde se encuentra el río Arma, en el que, según el presunto atacante, había lanzado a la pequeña niña.

El rapto de las dos menores se dio el 10 de enero al mediodía. Un día después de los hechos, la familia de la menor desaparecida implora encontrarla pronto con la ayuda de la comunidad y de las autoridades.

Mientras se adelantan las investigaciones en el caso que conmociona a la región, la madre de las niñas está siendo atendida en un hospital de Aguadas. La niña menor, de un año y medio, ya fue entregada a su familia paterna.

El alcalde del municipio de Aguadas, Diego Fernando González, relató, que “un sujeto de 21 años fue capturado en Abejorral (…) agredió con arma blanca a la madre de las pequeñas y huyó con las menores. La mujer fue hallada por vecinos del sector en delicado estado de salud y trasladada al hospital local donde aún permanece bajo valoración médica”.

Según se conoció, en la zona ya se instaló Puesto de Mando Unificado (PMU), para activar las labores de búsqueda con un equipo conformado por la Policía Nacional, organismos de socorro del Norte de Caldas. Para el momento, se esperan noticias del paradero de la pequeña María Ángel.