DIARIO DEL HUILA, CLIMA

Infobae

Una impresionante tormenta de nieve, de costa a costa de los Estados Unidos, ha pintado el país de blanco, dejando al menos a 2 millones y medio de personas sin energía eléctrica, cancelando vuelos y haciendo las condiciones muy peligrosas en las carreteras.

Son al menos 46 los estados bajo alertas meteorológicas en los que se le está pidiendo a los residentes que eviten salir de sus hogares. A partir de mañana llegaría un segundo frente frío, atravesando desde el noreste (estados como Washington y Oregon) hasta el sudeste del país. Por el momento las peores consecuencias se han visto en estados completamente gélidos como Oklahoma, en la zona de los grandes lagos del norte -con una Chicago absolutamente convertida en hielo- y Texas, que no suele tener temperaturas tan bajas y por ende colapsó su sistema de servicio eléctrico. Según el servicio meteorológico nacional, son más de 150 millones de residentes los afectados por las temperaturas extremas.

Escenas de camiones patinando por las autopistas, decenas de automóviles apilados en accidentes o calles desdibujadas por la nieve se repiten a lo largo y ancho del país. El servicio meteorológico publicó en su página web un comunicado esta mañana en el que advertían que “el momento para prepararse para esta tormenta era ayer”, haciendo un pedido estricto de evitar desplazamientos.

La tormenta ha dejado al menos a 2 millones y medio de personas sin energía eléctrica, cancelando vuelos y haciendo las condiciones muy peligrosas en las carreteras.

La tormenta ha dejado al menos a 2 millones y medio de personas sin energía eléctrica, cancelando vuelos y haciendo las condiciones muy peligrosas en las carreteras.

Rompiendo récords

Hasta esta mañana, habían caído más de 11 pulgadas de nieve en Seattle, y se registraron las temperaturas más bajas de lo que se tenga registro en Minnesota, con un pico de -46 grados Celsius.

“Esta ha sido la mayor cantidad de nieve y las temperaturas más bajas que hemos enfrentado en Texas en la historia”, declaraba ante la prensa el gobernador Greg Abbot quien dictaminó estado de emergencia en los 254 condados de su región.

Según PowerOutage.us, al menos dos millones de personas se encuentran aún sin servicio eléctrico en Texas, y se les suman unos 300 mil hogares en Oregon y 150 mil en Virginia.

Las condiciones extremas se deben a un sistema de alta presión que viene del círculo ártico. Tras haber llevado mucha nieve a las montañas y valles del noreste, en Oregon y Washington, siguió hacia las planicies del sur. Se espera que a primera hora de mañana las condiciones sean severas en el noreste del país.

En ciudades como Oklahoma, hoy se está experimentando una temperatura 40 grados por debajo del promedio para esta altura del año. Se espera que los próximos nueve días haya temperaturas allí por debajo de los 20 grados bajo cero.

Texas, Oklahoma y Arkansas han activado a la guardia nacional para enfrentar las consecuencias de este temporal de invierno.

Cancelaciones de vuelos y rutas vacías

Solamente este domingo se cancelaron 2388 vuelos en el país, y para el lunes ya hay más de 2600 suspendidos -aunque con el correr de las horas el número puede aumentar-.

En todo el país se está pidiendo a los conductores que no salgan a menos que se trate de algo de extrema urgencia.

Son al menos 46 los estados bajo alertas meteorológicas en los que se le está pidiendo a los residentes que eviten salir de sus hogares.

Son al menos 46 los estados bajo alertas meteorológicas en los que se le está pidiendo a los residentes que eviten salir de sus hogares.

La patrulla de carreteras de Texas informó de varios choques, incluido uno de 25 vehículos en el oeste del estado que obligó a mantener cerrada parte de la autopista interestatal 20.

“Todos en el estado debemos tener objetivos colectivos en los próximos días. Uno de ellos debe ser no repetir lo ocurrido en Fort Worth”, decía el gobernador Abbot, en relación al masivo accidente de automóviles que involucró 100 vehículos la semana pasada en Texas, al comenzar a helarse las carreteras.

Por su parte, la patrulla de caminos de Oklahoma también ha cerrado varias rutas, debido al hielo, y ha informado acerca de varios accidentes múltiples de vehículos.